David Seijas, exsumiller del restaurante de Ferran Adrià, participa en un novedoso proyecto de catas de vino en un local desconocido de Barcelona