Barceló recupera músculo en Estados Unidos

Uno de los hoteles de Crestline: un Courtyard de Marriott.

Barceló recupera músculo en Estados Unidos

La cadena balear adquiere el 60% de Crestline Hotels & Resorts del que se deshizo en 2013 y vuelve con fuerza al país

Cerodosbé .

BARCELONA

18/04/2017 - 11:55h

El Grupo Barceló retoma la apuesta por Estados Unidos. Con una presencia prácticamente irrelevante en el país desde hace casi un lustro, la cadena balear retoma el control de la gestora hotelera Crestline Hotels & Resorts, que opera establecimientos de marcas como Hilton, Marriott y Hyatt. La compañía española ha recomprado el 60% de la sociedad que vendió en 2013 al fondo de inversión AR Global dentro de su estrategia de desinversiones en Norteamérica.

La empresa presidida por Simón Pedro Barceló se hizo con el 100% de Crestline en 2002 por una cifra que rondaba los 600 millones de euros, según publicaron entonces varios medios. Si bien ahora no ha trascendido el precio de la operación, fuentes del sector apuntan que superaría los 400 millones de euros.

“Ahora hemos conseguido hacernos con la totalidad del capital de una firma solvente, con prestigio en el país y rentable; una posición inmejorable para continuar con la penetración en Estados Unidos”, ha celebrado Vicente Fenollar, director financiero del Grupo Barceló. Un impulso que llegará de la mano de los 112 alojamientos en 29 estados de los que presume la firma americana.

De este modo, la compañía balear volverá a poner sus pies en el territorio después de años de traspasos y revela la renovada apuesta de la empresa por la región. Hasta ahora, los anuncios de Barceló habían llegado en forma de repliegue: a la venta del 40% de Crestline en 2013 se le sumaron las salidas de otros fondos como TCA Block 7, LLC y Blacksburg.

El abandono no sólo fue societario, pues la firma también se deshizo de activos que lucía en propiedad. Se trató de tres establecimientos: los hoteles Stratford, Baltimore y Providence, que aliviaron las arcas de la cadena con 87  millones de euros.