Los empresarios dudan del éxito de la liberalización ferroviaria

Los empresarios dudan del éxito de la liberalización ferroviaria

La CEOE y operadores como Acciona ya ha expresado sus miedos sobre el proceso que lidera Fomento

Gabriel Trindade

Barcelona

29/05/2014 - 19:21h

La ministra de Fomento, Ana Pastor, y el presidente de la CEOE, Juan Rosell
La patronal de los empresarios, la CEOE, ha realizado un contundente informe donde repasa todas las sombras que planean sobre la liberalización del sector ferroviario. Los apuntes del organismo liderado por Juan Rosell coinciden en su mayoría con lo que varios operadores del sector han apuntado previamente. La posición de supremacía de Renfe, el alquiler de material, la falta de infraestructuras o de un regulador de mercado son algunos de los puntos negros que señalan.  
 
Los interesados en quedarse con el servicio denuncian que hay competencia desleal
La compañía que mejor refleja estas dudas es Acciona. El pasado 19 de marzo, acudió a la subcomisión y estudio de análisis del sistema ferroviario español. El operador fue uno de los que se apuntó a la liberalización de mercancías. En su opinión, el resultado está lejos del deseado. Principalmente, "por la posición de dominio del operador público con unos precios por debajo de costes y la financiación del déficit a cargo de los Presupuestos Generales". En otras palabras, hay competencia desleal.

Este fantasma se recoge en el informe de la CEOE y muestra las dudas de que el Ministerio de Fomento sea capaz de crear un marco adecuado. En este sentido, la patronal pide que se deje de subvencionar a Renfe para que opere en las mismas condiciones que lo harían empresas privadas. Una de las exigencias de Acciona es que se cree un regulador fuerte que asegure la sana competencia en el sector.

Otro punto de batalla son los Propietarios de Material Ferroviario (ROSCO, en terminología inglesa). Las empresas privadas piden que se desvincule a Renfe de la cesión de material y que sean sociedades independientes las que se ocupen de estos menesteres. "Los operadores Renfe Pasajeros y Renfe Mercancías alquilarán el material móvil que necesiten, motor o remolcado, en condiciones de libre mercado, sin necesidad de soportar en sus balances la totalidad de los activos". Sobre este asunto, piden que la sociedad Renfe Mantenimiento optimice su rendimiento, garantizando los parámetros de calidad competitivos que alcanzan los mantenedores privados a un precio de mercado.  
 
La patronal reclama un rediseño del canon a los operadores y medidas proteccionistas
La CEOE también se muestra disconforme con Adif. En concreto, con el canon a los operadores. Reclama un rediseño así como que se garantice una cierta estabilidad que no trastoque los planes empresariales.

El informe de la CEOE, que en resumidas cuentas pide más liberalización, también reclama proteccionismo. Pretende que Fomento impida participar a operadores públicos de otros países en el proceso. “Para que los operadores públicos ferroviarios europeos dominen el mercado ferroviario español no hace falta la liberalización, que lo siga dominando Renfe” asegura la patronal.

Otra exigencia un tanto proteccionista sugiere que el Gobierno debería fomentar el uso del transporte aéreo en vuelos de tráfico internacional o de duración superior a la hora y media, “transfiriendo el tráfico aéreo doméstico hacia el tren y potenciando el tráfico internacional para que España se convierta en hub del mayor número posible de compañías en el tráfico con Sudamérica y África”.

Por último, pide a Fomento que se siga mejorando la infraestructura pero siempre desde un punto de vista que atienda a criterios de rentabilidad económica y social. Además de implementar ciertas medidas muy concretas: potenciar el corredor mediterráneo o garantizar el acceso del AVE en los aeropuertos de Madrid y Barcelona.