Los trileros podrán ir a la cárcel con el nuevo código penal<br /> <br />

Los trileros podrán ir a la cárcel con el nuevo código penal<br /> <br />

Los municipios valencianos pidieron al gobierno central castigar a los estafadores que “manchan” la imagen de España

David Placer

28/08/2013 - 20:45h

Hasta ahora la persecución de los trileros era un juego de niños. Con esconder las mesas de cartones y sus vasos y pelotas de colores, estos antiguos profesionales del timo tenían suficiente. Incluso, las intervenciones policiales solían terminar en nada. La práctica sólo es tipificada como una falta, no como un delito. Por lo tanto, los trileros no pueden ser detenidos.

Pero la presión de los municipios donde más se practica este timo a los turistas (Benidorm, gobernado por los socialistas, a la cabeza) ha terminado con un trato mucho más severo a los trileros en el nuevo Código Penal. Los ayuntamientos costeros creen que la práctica "mancha" la imagen turística de España. Los profesionales de la pelotita podrían ser condenados de uno a seis años de cárcel, ya que le nueva norma que tramita el ministerio dirigido por Alberto Ruiz Gallardón (PP).

Actividad profesional


La mayoría de los trileros no se dedican a esta actividad de forma aislada sino que supone su principal ingreso y han perfeccionado la técnica para vivir del timo de forma profesional. “Cada verano un grupo de trileros se hospedan en el hostal. Son como unos turistas más. Sólo viven en Barcelona durante la temporada alta y luego se marchan a otras ciudades europeas”, explica el encargado de un hostal de la avenida Paral.lel de Barcelona.

El nuevo Código Penal tratará los trileros como una “delincuencia patrimonial multirreincidente y profesional». «El texto proyectado prevé la aplicación del tipo penal agravado cuando el delito se comete en el contexto de una actividad profesional o por integrantes de grupos criminales, como es el caso del trile», explica un comunicado que envió el ministerio de Justicia al ayuntamiento de Benidorm, que había trasladado su preocupación sobre el aumento del fenómeno.

Policías satisfechos


La policía ha mostrado su satisfacción por el cambio de ley que podrá permitir detener a los trileros. Hasta ahora, la policía de la ciudad había organizado campañas informativas a los turistas para que no apostaran su dinero en timbas amañadas.

La mayoría de los trileros también atacan a los apostadores –casi siempre turistas extranjeros— para robarle las carteras mientras están entretenidos con el juego. El Senado aprobó por unanimidad el cambio legislativo el mes pasado.