Las limitaciones y sanciones impuestas por gobiernos estatales y municipales impulsa a Airbnb a diversificar su modelo de negocio