El nuevo (y millonario) negocio de las aerolíneas

La venta de abonos para usar Internet a bordo será el nuevo negocio de las aerolíneas. / Foto: Iberia

El nuevo (y millonario) negocio de las aerolíneas

La venta de abonos para usar la banda ancha en vuelos generará ingresos millonarios para las líneas aéreas

Equipo Cerodosbé

BARCELONA

27/09/2017 - 17:54h

No faltarán muchos años para que las pantallitas con los entretenimientos a bordo desaparezcan de los aviones. La tendencia es que los viajeros usen sus móviles, tabletas u ordenadores para ver películas o disfrutar de otros contenidos. Y si había un escollo, que es el de la conexión rápida a Internet, ya está a un paso de solucionarse. Y de generar un fabuloso negocio para las aerolíneas.

Actualmente muchas aerolíneas como Iberia, Lufthansa, Air France-KLM, Air Europa o American Airlines permiten conectarse a Internet, pagando alrededor de 20 a 30 euros por el uso durante todo el vuelo.

Pero son conexiones que no cuentan con la suficiente potencia para ver una película en streaming. Y la propuesta de ofrecer la banda ancha a bordo es un atractivo difícil de rechazar.

Un negocio de miles de millones de euros

Según un estudio de la London School of Economics, los servicios ligados a la oferta de conexión de banda ancha en vuelo generarán unos ingresos globales de casi 25.500 millones de euros dentro de diez años. Sólo para el año que viene, las líneas aéreas ganarán 763 millones de euros por estos servicios complementarios, y en los próximos siete años su facturación crecerá un 3.233%.

Además de facturar por la banda ancha, las aerolíneas harán negocio con compras online y contenidos premium

Según el informe "Sky High Economics", elaborado con la colaboración de la empresa de satélites Inmarsat, el mayor crecimiento se dará en las regiones de Europa y Rusia (con una facturación que llegaría a casi 7.000 millones de euros), Norteamérica (6.452 millones) y Latinoamérica (1.613 millones).

La cultura del “siempre conectados” implicará que la wifi para pasajeros, que por ahora se puede considerar como un lujo, pase a ser una necesidad, dijo Frederik van Essen, vicepresidente de Estrategia de Aviación y Comunicaciones de Inmarsat.

Además de los ingresos por la facturación, las aerolíneas contarán con otros negocios paralelos como el comercio on line, la publicidad y el contenido premium.