Alemania tumba el 'chollo' de Booking

Alemania tumba el 'chollo' de Booking

El regulador teutón elimina las cláusulas de paridad de precio

02B

Barcelona

24/12/2015 - 14:31h

Dos empleados de Booking haciendo el Ice Bucket Challenge. Esto sí que es un jarro de agua fría.

Las autoridades de competencia alemanas agujerean el modelo de negocio de Booking. El Bundeskartellamt ha amenazado al gigante holandés con sanciones si no cambia la política de relación con los hoteles. En la actualidad, el comparador no permite a los establecimientos cobrar tarifas más bajas en sus propias webs de las que aparecen en el intermediario. 

El regulador germano ha anulado la reforma de las tasas de paridad, que no afecta a las agencias de viajes online pero sí a las aplicaciones especializadas en alojamiento. Booking y Expedia aprovechan de esta situación para imponer su posición dominante de mercado a los asociados.

Las cláusulas de paridad

La cláusula está presenta en la mayoría de países de la Unión Europea. Por ello, y dado el liderazgo de Alemania en el continente, el fallo abre la puerta a que otros estados sigan el ejemplo teutón. La compañía, mientras, ya ha anunciado que planea apelar. "Creemos que esta decisión es errónea, ya que no reconoce los inmensos beneficios que las marcas como Booking aportan a los consumidores y alojamiento", ha lamentado Gillian Tans, presidente de la puntocom.

A la espera de la entrada en vigor de la nueva normativa, el 31 de enero, Booking ya ha anunciado medidas conciliatorias. De momento, se compromete a eliminar las cláusulas de igualdad con los hoteles del país y renuncia a la aplicación de las sanciones previstas.

Otras páginas, también en el foco

La decisión no se limita a Booking. El Bundeskartellamt ya ha avisado que estudia a otras páginas de reserva. "No sólo ahorramos tiempo y dinero a los consumidores, servimos como canal de comercialización altamente rentable para la mayoría de los hoteles que otra manera no podrían permitirse el lujo de comercializar su marca", ha contestado Tans.

A partir de ahora, reservar en las webs de los establecimientos podrá ser mucho más barato que en el comparador. ¿Se convertirá la compañía holandesa en un simple aparador en el que nadie comprará? Por el momento, ya ha anunciado que se compromete a igualar el precio más bajo que pueda encontrar el usuario.