Así quiere revolucionar Destinia el mundo de la intermediación

Amuda Goueli, consejero delegado de Destinia.

Así quiere revolucionar Destinia el mundo de la intermediación

La tecnológica acelera la innovación en el servicio a agencias de viajes con Tor Travel, la herramienta adquirida a Transhotel

Carles Huguet

MADRID

22/01/2017 - 08:20h

El término no sale de su boca en toda la conversación pero cada vez que suena la palabra GDS a Amuda Goueli, fundador de Destinia, se le escapa la sonrisa. Tras hacerse un hueco en un sector dominado a nivel mundial por grandes corporaciones, la tecnológica española quiere ahora convertirse en un jugador de referencia en la prestación de servicios a agencias de viajes. Con la compra de Tor Travel, la compañía quiere poner “a 100 kilómetros por hora” un negocio que avanza “a paso de tortuga”.

La OTA anunció en junio la adquisición del sistema operativo Tor en el concurso de acreedores de Transhotel. Tras meses de trabajo en la sombra, en diciembre dio a conocer a los primeros ejecutivos del proyecto: Raif Farkouh, nuevo director de Mercados, y Enrique Fernández, director de Ventas. Mientras, varias compañías ya prueban el programa, todavía en una fase de pruebas. “La intención es salir a la luz en un mes”, emplaza Goueli.

De este modo, Destinia aplicará todo el conocimiento almacenado durante 15 años en la comercialización directa al cliente para vender profesionales, un público más fácil de convencer “porque es profesional y sabe lo que quiere”.  La firma española también sabe lo que quiere: no convertirse en un banco de hoteles más.

Por ello, dotará a las agencias de todo lo que ya disfrutan los viajeros: “paquetes dinámicos, vuelos, nuestra experiencia a la hora de fijar precios e incluso subastas”, desgrana. Si Expedia y Priceline ya tuvieron que virar su mirada hacia la Península hace más de una década ahora le tocará a Amadeus, hasta el momento rey indiscutible en este negocio.

El lanzamiento de Tor Travel será el gran reto del año 2017 tras un ejercicio en el que, a falta de datos de cierre, “las ventas crecerán a doble dígito”. La firma rechaza desvelar la cifra así como los beneficios estimados. “Las reservas han crecido al ritmo del 20%”, celebra Goueli. El boom del turismo también ha llegado a Destinia.

El volumen medio de reserva ha sido de 323,62 euros –prácticamente el mismo que en 2015--. En España, el coste ha escalado cuatro euros hasta los 309 y se convierte en el mercado número 21 por reserva media. El listado lo encabezan Chile (476€), Argentina (439€) y Francia (433€).

Ante estos números, la tecnológica camina a paso decidido hacia la internacionalización. Si en 2015 abrió en Irán, “a lo largo de este año” aspira a tener operativa una delegación en Brasil, como ya avanzó Cerodosbé en diciembre. Por el momento, trabaja para adecuar los estándares al mercado local en conceptos como el pago a plazos, requisito indispensable en la zona.

El objetivo es alcanzar un 50% de reservas fuera de España: “así lograremos un equilibrio para poder afrontar cualquier contratiempo en un mercado”. Actualmente, las reservas en el extranjero rebasan el 31%, con un crecimiento del 8% frente al año anterior. Arabia Saudí, Portugal y Francia son los países con mayor implantación de la agencia online.

Destinia no es ajena a la realidad del sector: cada vez se compran antes las vacaciones. “Las nuevas generaciones harán desaparecer el concepto del último minuto” señala Goueli. “Este año ya notamos una anticipación mucho mayor y el pasado verano, muchos de los que esperaron a los últimos días para reservar se encontraron con que ya no quedaban plazas”, advierte.