Barcelona trabaja por flexibilizar la normativa de pisos turísticos

Barcelona trabaja por flexibilizar la normativa de pisos turísticos

Los empresarios no cumplen las exigencias de la ley actual a la espera de que el alcalde la reforma

Gabriel Trindade

18/05/2012 - 21:39h

El esfuerzo realizado por el anterior gobierno municipal de Barcelona (PSC y ICV-EUiA) por impedir la proliferación de apartamentos turísticos así como hoteles en el casco viejo de la ciudad, el distrito de Ciutat Vella, quedará en nada. El nuevo alcalde de la ciudad, Xavier Trias (CiU), y su equipo están revisando la normativa –conocido como Plan de Usos-- con el apoyo del PP. Aunque el ayuntamiento mantiene su silencio al respecto de este tema desde la primavera del año pasado, fuentes del consistorio indican que se trabaja en una flexibilización de la normativa para después de verano.

El Plan de Usos de casco antiguo de Barcelona prohíbe que se otorguen nuevas licencias para pisos turísticos y hoteles en ese distrito. Además, también obliga a las empresas que se dedican a explotar apartamentos para extranjeros a concentrarlos en vertical –en un mismo inmueble-- antes del año 2015. Esta última norma se planteó para paliar los efectos negativos que supone la dispersión sin ningún control de pisos para extranjeros en diferentes inmuebles.

Descontrol de licencias

“Las licencias se otorgaron sin ningún control en su momento. La regulación lo que intentaba era despejar los inmuebles de vivienda de turistas que arman jaleo cada noche y concentrarlos en puntos determinados”, explica el presidente de la Federación de Asociación de Vecinos de Barcelona (FAVB), Jordi Bonet.

Por su parte, Apartur, la patronal de pisos turísticos, ya ha expresado varias veces su oposición a esta norma mientras señalaban el impacto económico que aportan –más de 120 millones de euros--. La asociación de empresarios que agrupa unos 2.500 pisos turísticos en la ciudad –unos 600 en el casco antiguo-- ha sido un lobby de presión importante para las fuerzas políticas del Consistorio.

Sin movimientos

Algunos empresarios de Apartur han explicado que debido al traqueteo político sobre el Plan de Usos tras la llegada de Trias, no están llevando a cabo la concentración de pisos turísticos que exige la normativa a la espera de que se produzca un cambio en breve.

Por fuentes oficiales del Ayuntamiento poco se sabe. Lo único que ha trascendido es que el cambio de normativa no se está estudiando desde Ciutat Vella sino que se está encargando la concejalía de Urbanismo.