El pánico a una guerra pulveriza al turismo en los mercados

El pánico a una guerra pulveriza al turismo en los mercados

Las acciones de aerolíneas y hoteles se desploman el día en que Turquía derriba a un avión ruso

02B

Barcelona

24/11/2015 - 12:54h

La secuencia del avión ruso derribado en Turquía.

El pánico a una nueva guerra en el corazón de Europa ha pulverizado al turismo en los mercados. Las acciones de aerolíneas y hoteles han caído en las bolsas europeas en el día que Turquía ha derribado un caza ruso y ha asesinado a los dos tripulantes del avión. Los títulos de empresas como Air France, Accor o el grupo IAG, en el que se encuadra Iberia, han cedido hasta cinco puntos. 

La más perjudicada ha sido Accor Hoteles, la mayor cadena hotelera de Europa, que ha cedido un 4,28% de su valor la mañana del miércoles. Por su parte, la acción del grupo IAG,  que conforman Iberia, Vueling y British Airways, ha perdido un 4,18% de su valor en el parqué madrileño. 

La tónica en la Bolsa de Madrid ha sido negativa para las empresas turísticas. NH Hotel Group ha caído un 3,76% hasta los 5,15 euros por título, por encima de su rival Meliá Hotels International, que hasta mediodía había retrocedido un 2,94% hasta los 12,06 euros.

La psicosis también ha afectado a Amadeus, cuyos títulos han perdido un 2,47% y se han estabilizado sobre los 37 euros. 

easyJet no se fía de Egipto

Además, los ataques recientes del Estado Islámico y grupos vinculados a Al Qaeda en Europa y norte de África están impactando de lleno en la operativa de las aerolíneas. La compañía británica easyJet ha anunciado que suspende los vuelos al aeropuerto de Sharm el Sheij (Egipto) hasta el próximo 6 de enero. 

La decisión de la compañía de bajo coste sigue al atentado el pasado 31 de octubre contra un avión comercial ruso. El ataque con una bomba introducida en la aeronave causó 224 víctimas mortales entre tripulantes y pasajeros.

Por su parte, Brussels Airlines ha decidido mantener todas sus operaciones pese a que en la capital europea rige el nivel 4 de alerta antiterrorista, el más alto. La aerolínea opera desde la localidad aledaña de Zaventem, y por lo tanto no está sujeta a las restricciones de la ciudad, en la que escuelas, el metro y los centros comerciales han permanecido cerrados hasta hoy.