El turismo insiste: la subida del IVA se tiene que retrasar más

El turismo insiste: la subida del IVA se tiene que retrasar más

Los empresarios reclaman que se aplique como "muy pronto" en octubre

A los empresarios del sector turístico no le salen los números y siguen en pie de guerra ante los recortes del Gobierno de Mariano Rajoy. La iniciativa de retrasar el alza del gravamen al 1 de septiembre para aliviar la campaña de agosto apacigua, pero no calma los ánimos.

Después del rechazo en bloque, el turismo demanda de nuevo que su implantación sea “como muy pronto a principios de octubre”. Es decir, cuando pase el grueso de la temporada. Sin embargo, insisten con que lo ideal sería en enero de 2013.

El presidente de la Federación Andaluza de Hostelería, José Manuel Ledesma, sólo se ha mostrado “medianamente” de acuerdo con el aplazamiento a septiembre. Asimismo, recuerda a Rojoy que el IVA turístico español será, tras el incremento, uno de los “más altos” del entorno, sólo similar al de Alemania. “Pagaremos las consecuencias por ello”, advierte.

Alarma en las agencias de viajes

El incremento del IVA en dos puntos, del 8% actual al 10%, es un duro varapalo para todas las áreas del turismo, como los hoteleros, la restauración y las aerolíneas. Éstas últimas ya han sufrido recientemente en carne propia qué significa un incremento de gravámenes. El aumento de las tasas aéreas les ha afectado en plena temporada de verano.

Sin embargo, las agencias de viajes serán las que se lleven la peor parte. En su caso, la subida que se aplicará será de tres puntos, del 18% al 21%, que estrechará aún más sus márgenes de beneficios. Además, la mayoría de los paquetes turísticos de este año ya se han negociado sin el incremento. Tienen que decidir si lo asumen o lo repercuten a los clientes. Un extremo que preocupa, y mucho, a los establecimientos. También se cuestionan qué pasará con los programas de los touroperadores, cuyos precios se publicaron hace meses.

En el caso de Catalunya, aunque es un destino turístico que resiste el embiste del parón nacional, a la estocada del IVA se añade la de la tasa turística, que se hará efectiva a partir de noviembre.