Los internacionales copan las inversiones en ladrillo en la costa española<br type="_moz" />

Los internacionales copan las inversiones en ladrillo en la costa española<br type="_moz" />

Los no residentes protagonizan el 19,4% de las operaciones de venta en España hasta marzo

Redacción

Barcelona

23/06/2014 - 13:56h

Edificios en primera línea de mar en Benidorm
La costa española está en la agenda de los inversores inmobiliarios extranjeros. El Centro de Información Estadística del Notariado muestra como las pequeñas y grandes fortunas de no residentes se han lanzado a adquirir inmuebles en el litoral del país. Representan el 19,4% del total de las operaciones en vivienda realizadas en España hasta marzo.
      
 
Los británicos, franceses y rusos son los más activos en la compra de inmuebles en España
 
Con estas cifras, los notarios certifican que los compradores extranjeros "se constituyen como uno de los principales motores de crecimiento de la compraventa de viviendas".

La estadística refleja que los foráneos se han convertido en el cliente perfecto. No sólo están comprando más vivienda este 2014, sino que además lo hacen con precios el 7% más caro. "En principio, la evolución del precio por metro cuadrado parece apuntar hacia una estabilización del ajuste en precios observado hasta el momento", señalan.

Por nacionalidad, los compradores con mayor peso en el total de las compraventas por parte de extranjeros fueron los británicos (13,8%), franceses (10,5%), rusos (8,4%), alemanes (7,5%) y belgas (6,9%), que aglutinan prácticamente la mitad de estas transacciones.

No obstante, si se analiza por incrementos, se confirman algunas de las tendencias turísticas de la temporada: el interés del mercado chino y el ruso. Si bien fueron los estadounidenses los que presentaron el mayor incremento en las transacciones hasta marzo, con un 88,9% más en tasa interanual, justo por detrás se encuentran los chinos ( 83,1%). A continuación, se encuentran irlandeses ( 78%), franceses ( 69,8%) y rusos ( 62,6%).

El mayor incremento de transacciones se observó en el País Vasco ( 43,3%), Cataluña ( 41,1%), Baleares ( 36,4%), Asturias ( 34,8%), Andalucía ( 32,5%) y Canarias ( 23,8%).