Orizonia 'endosó' facturas al fondo de inversión SPV antes del cierre

Orizonia 'endosó' facturas al fondo de inversión SPV antes del cierre

El grupo turístico indica que se tomó la decisión para pagar nóminas y el BSP

Gabriel Trindade

28/02/2013 - 18:15h

Orizonia pactó con Globalia la venta de facturas y créditos al fondo SPV Capital Funding Luxembourg. En un comunicado, el grupo turístico ha reconocida la operación de factoring como un método para lograr una inyección de capital mientras la compra con el grupo de Juan José Hidalgo no se completaba. En concreto, la medida sirvió para abonar pagos como el BSP o de la nómina de diciembre.

El grupo presidido por José Duato se ha visto obligado a dar explicaciones de esta operación después de que un grupo de trabajadores y el sindicato UGT hayan desvelado esta mecanismo de financiación pocos meses antes de que la sociedad se colapsara. Sin embargo, Orizonia ha indicado que el pacto se realizó “con carácter previo al pre concurso y a la decisión de la CNC de llevar la integración de Globalia y Orizonia a segunda fase”.

Pago a proveedores

“No existe ninguna intención de desviar fondos porque la decisión se adoptó en un momento en que Orizonia confiaba completamente en la integración con Globalia”, han indicado fuentes de la compañía. SPV Capital Funding Luxembourg se ha puesto en contacto con los clientes respectivos de esas facturas para proceder a su cobro.

Por otro lado, fuentes conocedoras de la compañía han indicado que Orizonia estaría últimando los preparativos para declarar el concurso de acreedores. El grupo turístico se declaró en pre-concurso el pasado 15 de febrero y apuntó como responsables de la situación a Globalia, por no comprometer más capital, y a la Comisión Nacional del Competencia (CNC), por no acelerar los trámites de la operación.

Sin embargo, tras el cese de operaciones, los trabajadores del grupo también han señalado al Grupo Carlyle, un fondo de inversión norteamericano y principal propietario de las acciones de la sociedad, como razón de su desgracia. En este sentido, el diario 02b ha mostrado como el fondo cerró el grifo y dejó de invertir en la compañía. Pese a ello, siguió cobrando puntualmente los gastos de management.