Ranking: las aerolíneas que peor atienden las reclamaciones

Ranking: las aerolíneas que peor atienden las reclamaciones

El portal especializado Reclamador apunta a LAN como la compañía más 'rocosa' al negociar

Pasajeros reclamando tras el cierre de Spanair
La atención a las reclamaciones de los clientes es uno de los puntos flacos de las aerolíneas. La complejidad legislativa y la burocracia para interponer quejas ha permitido a las compañías operar más o menos protegidas. No obstante, en los últimos años, asociaciones de consumidores y empresas especializadas han empezado a ofrecer servicios para favorecer a los intereses de los viajeros.

El portal especializado Reclamador, que tiene poco más de un año de vida, ha realizado una lista con las aerolíneas más rocosas a la hora de negociar compensanciones. El estudio se ha realizado a partir de su base de más de 6.000 clientes.
      
 
Las compañías intentan disuadir al cliente eternizando la reclamación
 
El informe apunta en primer lugar a LAN. “La compañía chilena utiliza la técnica del silencio por defecto”, indica la compañía. Asegura que no responde a los cientos de faxes y e-mails que se les manda. Reclamador asegura que en todos sus casos han acabado en la vía judicial ya que la compañía no quiere solucionar las quejas por la vía “amistosa”.

La compañía sitúa en una segunda posición a Air Europa aunque le dispensa un trato más benevolente que a LAN. Reclamador apunta que intenta “desalentar al pasajero para evitar tener que pagarle compensación alguna”.

La tercera plaza es para Ryanair. “Juega en un inicio a no indemnizar en vía amistosa, ofreciendo certificados para que se intente obtener una pequeña cantidad ante compañías de seguros”, apunta. Tras demandarles, la estrategia cambia. Quieren pagar a toda costa antes de que se celebre el juicio para evitar sentencias judiciales en contra.

Reclamador también incluye en la lista a Vueling, compañía que este verano ha sufrido varios incidentes con sus clientes. “En un primer momento no atiende al cliente ni tampoco contacta con los abogados, pero sin embargo, accede a pagar las compensaciones de los viajeros afectados cuando les llega una demanda judicial”, indica.

La quinta posición queda adjudicada a Alitalia, que les dirige a un formulario en su página web en italiano. De esta forma, elimina posibles solicitudes ante la imposibilidad de los pasajeros de responder a las preguntas correctamente, al no conocer la lengua.

El ránking lo cierran Pullmantur Air, Air France, Air Berlin y British Airways. Mención a parte merece la descripción de lo que sucede con Conviasa. “Ante cualquier reclamo, la aerolínea venezolana siempre responde que se trata de temas administrativos a consultar con su central en Caracas y además esgrime que rige la ley venezolana. Otra de sus estrategias es decir que sólo puede pagar en bolívares, su moneda local".