Turistas creyentes, un filón de negocio que crece en las agencias

Turistas creyentes, un filón de negocio que crece en las agencias

Ruth Travel, especialista en turismo religioso en Cataluña, factura 2,18 millones. La minorista es líder en número de peregrinos transportados a Tierra Santa, según El Al Israel Airlines

Turistas religiosos llevados por Ruth Travel a Urfa
Los turistas creyentes no se pierden la ocasión de descubrir las tradiciones religiosas de otros países. Así lo ha experimentado Ruth Travel en los últimos cinco años. Se trata de una agencia de viajes especializada en turismo religioso, con sede en Barcelona, líder en este segmento en Cataluña. La minorista encabeza el número de peregrinos transportados a Tierra Santa (Israel y Palestina) en 2011, según datos aportados por la compañía El Al Israel Airlines.

Lejos de otros nichos de mercados, las visitas de interés cultural y motivación religiosa ganan adeptos en España. La directora general de la empresa, Mónica Padrol, ha destacado a 02B que la crisis ni la ha salpicado, al contar con clientes como parroquias y peregrinos, fieles a las ‘rutas bíblicas’.

Bajo este concepto se engloba cualquier viaje cuya geografía salga citada en el texto sagrado de los cristianos. Este tipo de expediciones han impulsado el negocio de Ruth Travel, que facturó 2,18 millones de euros en 2011, el 12,8% más respecto al año anterior, cuando registró unas ventas de 1,9 millones.

Para las rutas religiosas y peregrinaciones, que tienen un alto contenido cultural y didáctico, Ruth Travel cuenta con Bárbara Virgil, licenciada en Filología Semítica y responsable de las expediciones bíblicas y clásicas, que acompaña a los grupos e imparte clases como profesora durante todos los días que dura el viaje.

Arzobispado de Barcelona


El perfil del cliente en Ruth Travel está muy consolidado. El 75% de los viajeros son mujeres, mientras que el 25% de los hombres. La media de edad es de 60 años, con un nivel cultural medio-alto, si bien cada vez viaja más gente de 35 a 45 años, señala Padrol.

El viaje es de nueve días con un gasto medio por persona de 1.500 a 1.700 euros, en formato ‘todo incluido’. En total, la agencia realiza una media de 60 viajes por año, con un promedio cercano a los 1.500 viajeros.

Ruth Travel trabaja únicamente con grupos, tanto de carácter religioso, por ejemplo parroquias, como particulares. Entre los clientes se encuentran más de 50 parroquias de Cataluña y Aragón, el Arzobispado de Barcelona y los Obispados de Girona, Huesca o Vic.

La agencia organiza salidas puntuales por la celebración de alguna liturgia religiosa de interés en cualquier lugar del mundo. Destinos como Tierra Santa, Egipto, Italia, India, Polonia o Petra son algunos de los más solicitados por los viajeros. De cara a 2012, la agencia también está comercializando la Mesotopotamia turca, Armenia y rutas por la Etiopía cristiana.

‘Síndrome de Jerusalén’

Ruth Travel no ha tenido aún ningún caso del particular ‘Síndrome de Jerusalén’, aunque esta tendencia va en aumento, indica la directiva.

Este fenómeno psicológico consiste en que el turista se identifica con un personaje de la historia sagrada --como el ‘Mesías’-- una vez en el destino y actúa como tal para difundir una idea religiosa o traer "la paz" al mundo. Los síntomas suelen aparecer al día siguiente de la llegada a la ciudad.

Muchos afectados incluso predican y hacen plegarias con enfermos o se pasean vestidos con túnicas o sábanas. Puede durar varios días y hay casos donde se requiere hospitalización porque los delirios de la persona no retroceden, señala Padrol.