Los trucos para que no te estafen al alojarte en un piso turístico

Una pareja de turistas en el barrio de La Barceloneta (Barcelona). | EFE

Los trucos para que no te estafen al alojarte en un piso turístico

La CECU lanza una lista de recomendaciones a los viajeros que vayan a pasar las vacaciones en una vivienda vacacional

EFE

MADRID

05/07/2017 - 06:45h

La Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU) ha instado a los ciudadanos que vayan a disfrutar de sus vacaciones a que desconfíen de precios de alquileres excesivamente bajos y, especialmente, de los anuncios que solo ofrecen un correo electrónico para contactar de cara a la búsqueda de alojamiento.

Para que las vacaciones marchen bien y no se sufran abusos, la organización de consumidores ha recordado una serie de pautas que se deben tener en cuenta, como pedir referencias de las viviendas y de sus propietarios a otros usuarios que hayan disfrutado anteriormente de ese alojamiento.

Actualmente son muchos los ciudadanos que tienen en consideración los comentarios que aparecen en internet sobre las viviendas que desean alquilar y la organización sostiene que éste es un buen consejo a seguir en estas fechas.

Si ya se ha decidido a alquilarlo, se recomienda solicitar previamente un contrato por escrito con información sobre el precio del alquiler, la cuantía de la fianza en caso de que exista, la dirección completa de la vivienda y el DNI del arrendador. Pero, sobre todo, se aconseja no pagar nada antes de acudir al domicilio.

Cuando de lo que se trata es de un cambio de vivienda, los ciudadanos deben desconfiar cuando se dan determinadas situaciones: en caso de que se solicite un adelanto de dinero, que existan dificultades para contactar e, incluso, si el anuncio está mal escrito o contiene errores gramaticales. CECU también recuerda que en el intercambio de casas no interviene la legislación en materia de consumo.

Si de lo que se trata es de hoteles y casas rurales, la organización aconseja que el usuario se asegurare de que en la reserva aparezcan algunos elementos como la fecha de la estancia, el tipo de alojamiento y el régimen de comidas, en caso de tenerlo.