Colau ralentiza pero no detiene el proyecto estrella de Meliá en BCN

Colau ralentiza pero no detiene el proyecto estrella de Meliá en BCN

La compañía balear cuenta con el permiso del consistorio desde julio pero todavía espera la licencia definitiva

C.H

Barcelona

04/11/2015 - 22:53h

El ME by Meliá de Londres.
Con palos en la rueda, pero el vehículo sigue avanzando. Meliá prepara la apertura de uno de sus establecientos más lujosos en Barcelona: Un ME by Meliá. La cadena balear, que había anunciado la inauguración del establecimiento para 2017 es ahora más prudente. Las obras todavía ni han empezado y se mantienen parcos a la hora de establecer un calendario. El motivo, todavía esperan la licencia definitiva, cuentan fuentes de la compañía.

Como ya informó 02B, el alojamiento de la esquina entre el Paseo de Gracia y la calle Casp ha escapado a la moratoria gracias a disponer de un certificado urbanístico previo a la suspensión. El área de Ecología, Urbanismo y Mobilidad que dirije la teniente de alcalde Janet Sanz notificó el 21 de julio el visto bueno para poner en marcha el proyecto.

Tres claves para escapar de la moratoria

En el escrito, el consistorio otorgaba el permiso al hotel debido a tres factores. La solicitud de licencia se produjo "dentro del plazo de vigencia del certificado de aprovechamiento urbanístico", el expendiente se encontraba completo y el proyecto "cumple, sustancialmente, la normativa sectorial y urbanística que le es de aplicación". No ha corrido la misma suerte el proyecto preparado para la calle Casp 17, suspendido hasta el fin del 'cerrozajo' hotelero.

La gestión global del edificio concierne a Actual Capital Advisor, que pretende derribar por completo el edificio y la construcción de uno nuevo de 15 plantas. Nueve por encima del nivel de a pie y cinco soterradas. Además, el complejo será completado con la ampliación de la actual tienda de Zara en la manzana. Pasará de 2.500 metros a 4.000 y se convertirá en la mayor de Europa.

El hotel contará con 173 habitaciones y "se dotará de una oferta culinaria de autor, de espacios para hacer negocios y socializar, tendrá incorporada la última tecnologia y aspirará a convertirse en un nuevo epicentro de la vida social barcelonesa.

El lujo encuentra grietas

Son varios los proyectos de lujo que han logrado sortear la moratoria. Al ME se le unen el Four Seasons en la Torre Agbar o el proyecto de Javier Faus en la vieja sede de Henkel. También el hotel de Iberostar y Amancio Ortega en plena Plaça Catalunya.