Comparte una habitación de lujo con un desconocido, y paga la mitad

Comparte una habitación de lujo con un desconocido, y paga la mitad

Una nueva opción que se lanzará en hoteles de Seattle, Las Vegas, Portland, San Francisco y Los Ángeles

Sonsoles Vázquez

Barcelona

27/12/2015 - 20:00h

La estrategia de Winston es quitar mercado a Airbnb

El sistema de funcionamiento de Winston Club es muy sencillo. Antes que nada, el viajero debe darse de alta en el club rellenando un formulario y, posteriormente, introducir algunas informaciones personales relativas a su estancia para que se le asigne automáticamente otra persona, siempre teniendo en cuenta que los intereses y preferencias sean afines.

Nivel de seguridad

El nivel de seguridad también es óptimo. Para que Winston Club complete la reserva y el pago del hotel, los miembros deben aprobar el emparejamiento y presentar cinco datos de verificación: número de teléfono, correo electrónico profesional, cuenta verificada en redes sociales, tarjeta de crédito y una identificación con foto en el momento del check-in.

http://www.02b.com/es/img2/2015/12/winston-25193.jpg

Esta revolucionaria idea ha sido creada por Byron Shannon para ofrecer, por tarifas muy económicas, una mejor experiencia que la proporcionada por albergues y hostales, o apartamentos tipo Airbnb y HomeAway.

Shannon reconoce que "a mucha gente no le gusta compartir habitación de hotel, sobre todo con cualquier persona. Por ese motivo, invertimos mucho tiempo en conocer a cada miembro antes de su primer viaje, y hacemos recomendaciones de emparejamiento que ellos siempre pueden aceptar o rechazar. Con nosotros nadie va a quedarse con un extraño anónimo, sino con alguien perfectamente identificado y responsable de sus acciones".

Turismo colaborativo

Según los estudios de mercado de Winston Club, su nicho de mercado se va a encontrar entre el creciente número de consumidores que se sienten cómodos y familiarizados con el turismo colaborativo, propietarios de pequeñas empresas, estudiantes, asistentes a conferencias o viajeros vocacionales.

"Aunque estamos en la primera etapa de lo que será Winston Club, estoy convencido de que triunfaremos con esta idea de compartir una experiencia de viaje. Estamos gastando mucha energía en la selección de los miembros, en decidir con qué hoteles nos asociamos y en conseguir que el sistema sea lo más simple posible", concluye Shannon.