Cuenta atrás para Gaspart: cuatro días para presentar el convenio de Husa

Cuenta atrás para Gaspart: cuatro días para presentar el convenio de Husa

El hotelero planteará quitas de hasta el 90% para los acreedores ordinarios

Gabriel Trindade

en Barcelona

25/05/2015 - 23:02h

Joan Gaspart, presidente de Husa

Joan Gaspart tiene cuatro días para presentar el convenio de Husa. El juzgado mercantil número 3, dirigido por José María Fernández Seijo, ha fijado para este viernes el plazo límite para que la hotelera presente el acuerdo con los acreedores. El vicepresidente de la CEOE trabaja contrarreloj para convencer a bancos, proveedores, Agencia Tributaria y la Seguridad Social. 

Las negociaciones están en plena ebullición. Gaspart ha propuesto quitas muy elevadas para salvar la compañía, según fuentes cercanas a las conversaciones. Para los acreedores privilegiados, se sitúan entorno al 60%. Para los ordinarios, hasta el 90%. Los porcentajes aún podrían cambiar hasta viernes. El acuerdo se debe ratificar en la junta de acreedores prevista para principios de julio.

Husa entró en quiebra en febrero de 2014. El informe de los administradores concursales, que permitieron a Gaspart seguir al frente de la empresa, detectaron unos activos de tan sólo 68 millones y frente una deuda de 221 millones. Dicho de otro modo, encontraron un agujero de 153 millones de euros.

Negociaciones 

Las citadas fuentes señalan que las entidades financieras son las que más palos en las ruedas ponen a la propuesta. Los bancos, que son tanto acreedores privilegiados como ordinarios, no están dispuestos ha aceptar una quita del 90% por los créditos concedidos. Es el caso contrario de los proveedores, que prefieren perder dinero pero mantener el cliente en activo. Otro escollo a superar son los acreedores públicos. Gaspart negocia en Madrid con representantes de Hacienda y Seguridad Social. 

Por otro lado, la empresa debe acabar de negociar una nueva inyección de capital por parte de su nuevo socio. Hasta ahora, Park Street Advisors ha invertido una cifra cercana a los dos millones de euros para que la hotelera no cesara su actividad. En los próximos días se sellará un pacto por un millón más de inversión.

Evitaría la calificación del concurso 

Si finalmente Gaspart logra el convenio, el también presidente de Turisme de Barcelona podría evitar la pieza de calificación del concurso como ocurrió en otros procesos de relevancia como el de Pescanova. De esta forma, se libraría de responder económicamente con su patrimonio personal. Si el hotelero incumple el convenio, entonces sí se convocaría la vista. La decisión se sustenta en una norma que establece que la pieza no se abrirá si se establece para todos los acreedores o para los de una o varias clases, una quita inferior a un tercio del importe de sus créditos o una espera inferior a tres años.

El dato es de relevancia ya que la administración concursal, ejercida por los abogados José Manuel Calavia y Josep Pujolràs, sospechaban en su informe que hubo retrasos injustificados en la declaración de la suspensión de pagos de la firma.