El Perivolas Hideaway, un tesoro griego

El Perivolas Hideaway, un tesoro griego

El hotel, en la isla de Thirasia, es un increíble escondite al que sólo se puede acceder por mar o aire

Muudmag.com

21/09/2015 - 18:41h

La terraza del Santorini Hideaway ofece vistas de ensueño

Ajeno a las tensiones políticas, el turismo griego ofrece experiencias muy interesantes. El destino brinda paisajes increíbles, playas de ensueño y la amabilidad de su gente. Apaciguados los vaivenes en Syntagma, el país se posiciona para desconectar unos días y disfrutar de un pequeño descanso. Para ello, cuenta con hoteles originales y únicos, como el Perivolas Hideaway en la isla de Thirasia, cerca de Santorini.

Este establecimiento está construido sobre una terminal minera de piedra del siglo XIX. Conserva todavía la estructura exterior, pero ha sido renovado por dentro casi por completo. Su exclusiva ubicación limita su acceso por mar o aire.

Un escondite privado y exclusivo

El Perivolas Hideaway (por 'escondite' en inglés) es un espacio que ofrece, sobre todo, privacidad y tranquilidad. Cuenta con un acantilado en la parte trasera, además de un muelle y una playa privada. Ofrece unas vistas de ensueño y una vez en el interior el cliente se encuentra con espacios grandes, sobrios y elegantes.

Image and video hosting by TinyPic


Las cinco habitaciones cuentan con grandes ventanales y una decoración minimalista y contemporánea. La comodidad de las amplias alcobas la complementa una piscina interior y una pequeña ensenada para el baño en aguas cristalinas.  

Cenar a la luz de las estrellas

Además, el Perivolas Hideaway también ofrece la posibilidad de disfrutar de una suite king-size, separada de la casa principal, con tres dormitorios más para obtener una mayor privacidad. Se trata de una casa privada con todos los servicios que demande el cliente.

También es posible disfrutar de la cena en la terraza superior del edificio, contemplando las estrellas y el cielo mientras anochece. La receta del Perivolas Hideaway es tranquilidad y privacidad, sin olvidarse del lujo.

Actividad

Para los turistas activos, el alojamiento, hermano gemelo del Perivolas Oia –que constituye una de las postales típicas de Santorini- presume de un portafolio de servicios. Entre ellos destaca un centro de deportes acuáticos, dos botes y un yate Sunseeker para los que tienen un alma más exploradora.

Cómo llegar: Iberia y Vueling operan conexiones de Madrid y Barcelona a Atenas. Después, el ferry desde la capital helena a Santorini tarda de cuatro a nueve horas.

Reportaje completo de Muud Magazine y más fotos aquí