H10 entra en el lujo urbano con un nuevo hotel en Barcelona

H10 entra en el lujo urbano con un nuevo hotel en Barcelona

El establecimiento sortea la moratoria de Colau y supone un cambio de modelo con la política tradicional de la cadena

Carles Huguet

Barcelona

16/07/2015 - 21:59h

Una imagen del H10 Hotels de Varadero (Cuba).

Tras más de 30 años de experiencia, H10 Hotels explora nuevos horizontes. La compañía catalana apuesta por el sector del lujo urbano por primera vez en su historia, tras contar ya con cinco hoteles de sendas estrellas en destinos de playa. Por ello, la familia Espelt abrirá en Barcelona el primer hotel de cinco estrellas el próximo año junto a la milla de oro de Passeig de Gràcia, informan fuentes involucradas el el proyecto a 02B.

El establecimiento se ubicará en la esquina entre las calles Provença y Pau Claris, donde operaban dos cafeterías y una óptica. Será un alojamiento grande, en un edificio de más de 6.000 metros cuadrados. 6.232 m2, concretamente. No será pues un hotel boutique.  "Será de estilo contemporáneo", explican. Las obras, que se iniciaron el miércoles, están previstas para concluir dentro de un año.

Imagen del actual estado de la nueva apertura de H10 Hotels

Un nuevo segmento

Hasta el momento, la cadena fundada por Josep Espelt estaba especializada en los hoteles de clase media-alta. Entre los 52 establecimientos, repartidos entre 7 países, los cinco inmuebles con el máximo reconocimiento tenían todos un perfil de Resort costero. Sin embargo, alrededor del 70% de la planta presumía de 4 estrellas. Será la primera vez que H10 apueste por el lujo urbano, y además se estrena en una plaza como Barcelona.

El nuevo establecimiento se ubicará apenas a 200 metros del Hotel Claris, propiedad del presidente del Gremio de Hoteleros, Jordi Clos. La oferta de la capital catalana ofrece ya un amplio abanico de hoteles de Gran Lujo, pero fuentes del sector apuntan que "la ciudad todavía puede absorber más alojamientos de esta categoría".

La moratoria, por los pelos

El proyecto de H10 Hotels escapó a la moratoria de Ada Colau. La construcción fue aprobada por Xavier Trias y es unos de las 40 licencias concedidas por la administración convergente en los últimos meses de mandato. El permiso se concedió el 22 de abril de 2015. En el camino han quedado bocetos como el Four Seasons en la sede del Deutsche Bank y el Hyatt en la Torre Agbar, otras dos apuestas más por el lujo barcelonés.