El banco de Praga que se convirtió en hotel (y casi galería de arte)

NYX Hotel Prague. Foto: Leonardo Hotels.

El banco de Praga que se convirtió en hotel (y casi galería de arte)

El NYX Hotel Praga es una explosión de color y arte de talentos locales oculto tras la austera arquitectura de un antiguo banco

Mar Nuevo

Madrid

24/01/2020 - 14:48h

Si diseñar un establecimiento “donde pasen cosas” parece ser el nuevo mantra de las cadenas hoteleras, desde las más clásicas a las más innovadoras, el NYX Praga es la materialización de este concepto. Un antiguo -además de austero- edificio en el corazón de la ciudad se ha convertido en un lienzo en blanco para los artistas locales, que han hecho de él una auténtica galería de arte.

Diseñado por uno de los más famosos arquitectos checos, Josef Gočár, y ubicado a pocos metros de algunas de las principales atracciones de la ciudad, como la plaza Wenceslao, la Plaza de la Ciudad Vieja (y su imponente reloj astronómico), el museo de Alfons Mucha y el Puente de Carlos y rodeado de bares, restaurantes y tiendas, se define como un hotel boutique de concepto lifestyle. Es mucho más que eso.

Artistas locales como Martin Krajc, Sofie Tobiášov y Jana Babincová participaron en el diseño de las instalaciones del NYX Hotel

[Para leer más: Ocho hoteles de lujo en los lugares más insospechados]

Explosión de arte

Edificado para acoger un banco, es difícil imaginar que tras su clásica estética se abra un mundo de color y extravagancia. En línea con la filosofía de la marca, la más joven y rompedora de Leonardo Hotels, este NYX busca ofrecer una propuesta de ocio y afterwork a la generación de los jóvenes que llama ‘city lovers’.

NYX Hotel Praga. Foto Leonardo Hotels

El diseñador Andreas Neudahm firma el interiorismo del hotel. Foto: Leonardo Hotels.

Son los amantes de lo urbano, lo cosmopolita, las tendencias, la moda, lo contemporáneo. Y por ello el arte y la música con algunas de las mejores vías para conectar con ellos.

Precisamente este de Praga fue el segundo dentro de la marca NYX, inaugurado en 2017. Hoy podría confundirse con una galería en la que ofrecen sus obras los más pujantes artistas locales.

Las paredes de lobby, de color gris, componen una especie de lienzo desde el que nos saludan coloridas creaciones, que van desde los animales de la selva grafiteados por el pintor Martin Krajc hasta los descarados dibujos de Sofie Tobiášová.

Las formas geométricas son las protagonistas, por su parte, de la obra que decora la escalera circular, que firma otro talento local: Jana Babincová.

Exterior NYX Hotel Prague

Sorprende el contraste entre interior y exterior. Foto: Leonardo Hotels.

Lejos de lo obvio

El prestigioso diseñador Andreas Neudahm, con una amplia trayectoria en el interiorismo en hoteles y proyectos en todo el mundo, entre ellos el NYX Madrid y el Leonardo Barcelona Las Ramblas, firmó también este proyecto, que lleva a otros de los espacios comunes y las habitaciones, todas diferentes, irreverentes propuestas que están a medio camino entre el mobiliario y el arte.

Es el caso de sus originales cabeceros retroiluminados, neones, lámparas y escultóricas sillas tapizadas, siempre con tonalidades vibrantes, que van de los naranjas y rojos a los azules y morados.

Como diseñador de cabecera de la firma e ideólogo de la marca NYX, Neudahm ya inició en el primer hotel de la firma en Tel Aviv una colaboración con los artistas locales que se ha reproducido en cada uno de los destinos (actualmente Milán, Herzliya, Madrid, Múnich, Mannheim y Bilbao, además de Tel Aviv y Praga).

En cada habitación se puede encontrar más información sobre los artistas que han participado con su obra en crear estos espacios únicos y que, según el lugar, generan un efecto que casi nos introduce literalmente en un cuadro.

De las zonas comunes a las habitaciones, el arte invade el NYX Praga. Foto NYX Hotels.

De las zonas comunes a las habitaciones, el arte invade el NYX Praga. Foto: Leonardo Hotels.

Amplios ventanales en los dormitorios y baños brillantes con azulejos en blanco completan el conjunto, que además se vuelca con otro tipo de creaciones originales que van desde las amenities del tocador a los aperitivos del minibar.

Igualmente coloridos son otros espacios comunes como el restaurante The Clash y el área donde se sirven los desayunos, con mesas altas y taburetes, sofás o mesas clásicas.

Si es tu primera vez en la ciudad o bien quieres descubrir alguno de sus secretos, puedes consultar los tours de los city lovers, los expertos locales que te darán un punto de vista moderno y auténtico de Praga.

NYX Hotel Praga es también un lugar de afterwork local.

NYX Hotel Praga es también un lugar de afterwork local. Foto: Leonardo Hotels.