Madrid y Barcelona pinchan en rentabilidad turística

Madrid y Barcelona tuvieron las mayores caídas en la rentabilidad hotelera.

Madrid y Barcelona pinchan en rentabilidad turística

Los ingresos en los hoteles de Madrid y Barcelona caen con fuerza en el verano, debido a la expansión de los pisos turísticos y la inestabilidad política

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

22/11/2018 - 13:57h

El movimiento económico del turismo crece con el freno de mano puesto. Según el último análisis de Exceltur el sector tuvo un incremento de los ingresos por habitación disponible (RevPar) de solo el 0,4% entre junio y septiembre, mientras que la tasa de generación de empleo tuvo un repunte interanual del 2,7%.

Los destinos vacacionales lograron un aumento del 1,1%, gracias a una mejora de tarifas por las inversiones que permitieron renovar los establecimientos hoteleros, y a una mejor respuesta por parte de los turistas residentes en España.

Pero la caída de los ingresos de los destinos urbanos, del –1,9%, lastraron los resultados.

El descenso fue más pronunciado en los dos principales puntos del turismo urbano del país: Madrid y Barcelona.

La caída de Madrid

La facturación en Madrid cayó el –7,9% por dos factores: la comparación se hace con “un excepcional verano de 2017, que albergó la celebración de eventos de relevancia internacional”, precisa Exceltur. Esto tuvo un mayor impacto en los hoteles de alta categoría, con una merma del –6,6% de las pernoctaciones.

El otro factor es el “crecimiento de la oferta incontrolada de viviendas de uso turístico”, problema que también repercutió en los registros de Barcelona, consideró la patronal del sector.

La inestabilidad persiste en Cataluña

En la capital catalana el RevPar bajó un 6,7%, mientras que la generación de empleo subió el 0,7%. La caída en la ocupación se trasladó a un descenso de las tarifas, aunque Barcelona sigue siendo la plaza urbana y vacacional con los precios más altos, con una media de 119,4 euros por habitación.

Madrid (–7,9%) y Barcelona (–6,7%) fueron los destinos que más cayeron en la rentabilidad hotelera en el verano

Según Exceltur, Barcelona todavía recibe el impacto negativo de la inestabilidad política por el proceso independentista, que frena sobre todo la llegada de turistas residentes en otras regiones de España.

Los descensos se repitieron en el resto de las ciudades catalanas más importantes: Tarragona tuvo un RevPar de 14% y Girona del 8,7%.

Buenos resultados en el País Vasco y Baleares

Sin contar a Madrid y los destinos catalanes, al menos 35 de las 48 principales ciudades turísticas tuvieron una mejora del 5% en los ingresos por habitación. A la que mejor le fue en el verano fue a San Sebastián, con un aumento del 3,5% en las tarifas y del 5,9% en el empleo turístico en la ciudad.

En cuanto a comunidades autónomas, los mejores resultados fueron los de Baleares (+3,5%), con una mejora de precios lograda por una modernización de la planta hotelera.

También presentaron buenos registros Andalucía y la Comunidad Valenciana, impulsados por la mayor demanda del turismo nacional.

En tanto Canarias tuvo un impacto del 3,1% en las pernoctaciones y la ocupación, debido en gran parte a la recuperación de los destinos del Mediterráneo oriental.