Paradores: cuatro años para invertir lo mismo que en 2011

Hotel de Paradores en Baiona, Galicia.

Paradores: cuatro años para invertir lo mismo que en 2011

Entre el 2012 y 2016 Paradores apenas ha invertido 10 millones más en todo 2011

Equipo Cerodosbé

BARCELONA

19/02/2018 - 13:40h

Las inversiones de Paradores han aumentado con cuentagotas: mientras que en el 2011 se destinaron 42,8 millones de euros en la renovación de sus establecimientos, entre 2012 y 2016 las partidas fueron de 53,6 millones.

El PSOE, que ha solicitado informes al Poder Ejecutivo sobre la gestión de la cadena hotelera pública, criticó que poco después que el PP llegara al gobierno la inversión de Paradores bajó a la mitad, 21,8 millones, en el 2012.

Reducción tras reducción

Tras ese año, y debido a la crisis financiera de la empresa, las caídas en las inversiones fueron más pronunciadas: 5,3 millones en 2013, 10,1 millones en 2014, 8,4 millones en 2015 y 8,3 millones en 2016.

Aunque hayan pasado casi 50 días del cambio de año, todavía el Gobierno no precisó cuánto dinero se ha destinado en 2017 a las inversiones, pero las previsiones las situaban en 34 millones de euros.

Paradores adjudicó a FCC la mayor inversión en un hotel en ocho años

“La inmensa mayoría de esas previsiones no se han llegado a ejecutar, con lo que habrá que esperar a conocer el dato real de inversión para conocer cuánto se llevó a cabo el año pasado", dijo el diputado socialista Miguel Ángel Heredia.

Hace pocos días Paradores anunció que FCC se adjudicó el contrato de renovación del establecimiento de San Marcos de León, un proyecto de 20 millones de euros que será la mayor inversión en un solo edificio desde el 2010.

Ajuste y precariedad laboral

La cadena hotelera ha acumulado seis ejercicios en pérdidas, con un continuo ajuste de plantilla. Además el Estado ha destinado 152 millones de euros en los años 2012, 2013, 2014 y 2015 para hacer frente al pago de deudas.

En 2014, se ejecutó un ajuste de personal de 350 personas y un expediente de regulación temporal de empleo que acabó a finales de 2015. Esta medida afectó a 246 trabajadores. Otros 400 vieron reducidas sus jornadas en un 25%.

Pese a que Paradores ha salido de los números rojos en 2017, con 17,5 millones de euros en beneficios, sindicatos como CSIF denunciaron que la precariedad laboral es moneda corriente en la empresa, que se ha negado a acordar un nuevo convenio con sus empleados.