Iberostar da un respiro a Thomas Cook y adquiere sus hoteles en España por 72 millones de euros

Iberostar da un respiro a Thomas Cook y adquiere sus hoteles en España por 72 millones de euros

Se trata de cinco establecimientos y un complejo de golf de su propiedad ubicados en Baleares y Andalucía

Respiro para las sufridas finanzas de Thomas Cook. El grupo turístico británico ha anunciado este martes que la cadena española Iberostar Hoteles y Apartamentos ha comprado la división de hoteles y clubes de vacaciones HVC por una suma de 72,2 millones de euros. La operación incluye la liquidación de la deuda neta de HVC, que es de 22,4 millones. Los inmuebles vendidos a la hotelera balear son cinco hoteles de Baleares y Andalucía y un club de golf, el Novo Sancti Petri, en Cádiz. El grupo británico también opera a través de la misma división HVC un segundo complejo golfístico, que también entra en el acuerdo final.

La operación se concretará en el primer trimestre de 2012, aunque Thomas Cook ya ha recibido 10 millones de euros de adelanto como depósito. Por su parte Iberostar se hace con una división vacacional que ya gestionaba en parte y que daba pingües ganancias; a fin de septiembre de este año los resultados arrojan un balance de 3,3 millones de beneficios antes de impuestos. En estas mismas fechas, los activos netos de HVC estaban valorados en 77,3 millones de euros, y sus activos brutos, en otros 33,6 millones de euros.

El consejero delegado del Grupo Iberostar, Jose Antonio Gonzalez, ha manifestado que “esta operación es un paso coherente dentro de nuestro proceso de desarrollo y crecimiento de la compañía. Son hoteles que llevamos gestionando desde hace 16 años, ubicados en destinos clave y que sabemos que encajan a la perfección con el perfil de la cadena y las necesidades de nuestros clientes.”

Una operación de 94 millones

Hoteles y Clubs de Vacaciones (HVC) es la división alojativa de la que Thomas Cook es copropietario junto con otros inversores, que a su vez se han desprendido de su participación. Por ese motivo, la suma total que ha invertido Iberostar en la compra del 100% del capital de HVC asciende a 94 millones de euros. Los hoteles que configuran la operación son el Royal Cupido, Royal Cristina y Royal Playa de Palma en Mallorca y el Royal Andalus y Andalucía Playa en Cádiz.

El anuncio de su venta forma parte del ambicioso, y por otra parte lógico, programa de desprendimiento de activos no estratégicos por valor de 200 millones de libras esterlinas. La compañía se ha dado un periodo de tiempo de seis a dieciocho meses para materializar esas ventas y conseguir la liquidez que le permita afrontar las serias dificultades financieras por las que está pasando.

La adquisición de este portafolio de alojamientos permitirá a Thomas Cook reducir parcialmente su deuda. la firma informa hoy que Hoteles y Clubs de Vacaciones (HVC) está siendo vendido con una deuda neta de 22,4 millones de euros. "La transacción reducirá la deuda neta de Thomas Cook en los 94,6 millones de euros."

El consejero delegado de Thomas Cook, Sam Weihagen, ha afirmado en el mismo comunicado hecho público hoy por la compañía que "estoy muy contento de que se haya hecho posible esta transacción, que reducirá significativamente la deuda de Thomas Cook y demostrará nuestro compromiso actual de fortalecer nuestro balance". 

Además, el primer ejecutivo del grupo turístico ha explicado que los clientes podrán seguir disfrutando del acceso al portafolio de establecimientos y clubes de vacaciones gracias a los acuerdos comerciales con Iberostar.