Los tradicionales 'ryokans' japoneses se adaptan al gusto occidental

Los tradicionales 'ryokans' japoneses se adaptan al gusto occidental

Unos 50.000 alojamientos reciben subvenciones del Gobierno para modernizarse

Sonsoles Vázquez

Madrid

31/12/2015 - 13:50h

Los ryokans abundan en las zonas rurales.

Los ryokans, alojamientos tradicionales originarios del siglo XVII, invitan a viajar al pasado, sumergiendo a sus huéspedes en el estilo de vida del Japón más milenario. El Gobierno nipón, consciente de que tienen una baja tasa de ocupación de visitantes foráneos, se ha propuesto ahora ponerlos al día para adaptarlos a las necesidades del turista extranjero.

Para ello, ha lanzado un plan de ayudas consistente en una subvención que cubrirá el 50% del gasto de la instalación de equipos de acceso a Internet inalámbrico, baños de estilo occidental y letreros en lenguas distintas al japonés. Asimismo, impulsará el flujo de turistas extranjeros hacia las áreas rurales del país, al margen de destinos más habituales como Tokio o Kioto, a través de la mejora en las infraestructuras y los servicios. La medida quiere fomentar el turismo internacional y alcanzar así los 30 millones de visitantes extranjeros para 2020.

Con encanto

"Japón tiene abundantes recursos naturales y potencial suficiente para convertirse en un país orientado hacia el turismo, pero aún tenemos algunos problemas, como las dificultades para reservar hoteles o para usar autobuses o trenes", ha reconocido recientemente el primer ministro japonés, Shinzo Abe. Por tanto, el Gobierno incluirá estas ayudas en el paquete de estímulos económicos recién aprobado y con el que pretende dar un impulso a la economía nipona que se encuentra en recesión técnica.

ryokan

Los amantes de este tipo de alojamiento esperan que los ryokan no pierdan un ápice de su encanto; que sigan ofreciendo sus habitaciones sencillas con puertas correderas de papel; que aunque ya no cuenten con baños comunes, continúen presentando futones en vez de camas (de día se guardan en un armario y de noche se despliegan en el tatami); o que no dejen de servir sus características cenas kaiseki, hasta quince pequeños platos maravillosamente adornados, que incluyen sopa de miso, sashimi, pescado a la parrilla y verduras en escabeche, acompañados de sake.

Inspiración tradicional

Curiosamente, mientras el Gobierno nipón emprende esta iniciativa, algunos hoteles de lujo de Japón se están inspirando en el estilo de los ryokans. En Kioto, por ejemplo, el hotel Suiran, de Starwoods, con solo 39 habitaciones, ha sido inaugurado en los terrenos de un templo en el pintoresco distrito de Arashiyama para que sus huéspedes puedan experimentar el estilo de vida del milenario Japón.

comida

A su vez, el Andaz Tokio, diseñado por Tony Chi y Shinichiro Ogata, ocupa los seis últimos pisos de un rascacielos y es una oda a la artesanía tradicional. Su vestíbulo está adornado con kumiko (un intrincado entramado de madera) y sus habitaciones exhiben puertas correderas shoji en papel traslúcido.