Trias rechaza para Barcelona un proyecto hotelero de 1.500 millones

Trias rechaza para Barcelona un proyecto hotelero de 1.500 millones

El mayor establecimiento europeo de Space Hotel se elevaría 300 metros sobre una isla artificial

Ignasi Jorro

22/05/2013 - 02:00h

El proyecto Space Hotel en Barcelona ha sido recibido con incredulidad. El propio alcalde de la capital catalana, Xavier Trias (CiU), sostuvo durante una entrevista al canal 3/24 que la ciudad no tiene “ni necesidad ni ganas” de acoger al nuevo alojamiento.

“Nuestro proyecto va por líneas distintas”, terció el primer edil, quien rehusó “convertir Barcelona en un espectáculo”. De este modo, Trias negaba el apoyo político a un proyecto en el que todas las cifras son elevadas. Mobilona, corporación promotora, prevé invertir hasta 1.500 millones en la construcción.

El más grande

Dicha cifra permitiría construir lo que aspira a ser “una experiencia mundial”. El Space Hotel se elevaría a 300 metros de altura sobre una isla artificial ante el litoral barcelonés. El holding promotor pretende equiparlo con un túnel de viento vertical y el primer spa con gravedad cero del mundo.

El resto de cifras son también de vértigo. Dos mil habitaciones y apartamentos, un centro comercial abierto las 24 horas o un sinfín de parques, piscinas y playas destaca entre lo poco que ha trascendido.

En cualquier caso, el Space Hotel tendría su precio. Mobilona avanza que las habitaciones costarán entre 300 y 1.500 euros por noche. Un ático estará tasado en hasta 20 millones de euros, mientras la Space Mission, con seis plantas de altura y helipuerto y puerto privados, en 70 millones.

Sostenible pese a todo

Además de Barcelona, Mobilona ha avanzado que tiene previsto construir hoteles similares en Los Ángeles (EEUU) y Hong Kong (China). Todos ellos equipados con tecnología puntera.

Los astronautas --como los llama la compañía-- o huéspedes se encontrarán paredes animadas, armarios y neveras inteligentes o suelos interactivos. Con todo, la agencia detrás de este faraónico proyecto avisa: será un hotel verde. El Space Hotel Barcelona produciría energía verde y no emitiría emisiones de carbono.