Vía libre a los hoteleros en el casco viejo de Barcelona

Vía libre a los hoteleros en el casco viejo de Barcelona

El pacto CiU y PP en el Ayuntamiento acaban con la moratoria que impedía la proliferación de establecimientos

G.T.

23/04/2013 - 21:40h

Barcelona se prepara para poner fin a la moratoria que desde 2010 pone coto a la proliferación de nuevos establecimientos turísticos en su casco viejo. El alcalde de la ciudad, Xavier Trias, y el Partido Popular han llegado a un acuerdo para desbloquear la situación. Con esta acción, se da respuesta a una reivindicación del sector hotelero.

El acuerdo, que se abordará este miércoles en el Ayuntamiento, permitirá la construcción de establecimientos de tres, cuatro y cinco estrellas en el perímetro del distrito y en los edificios de su interior protegidos dentro del catálogo denominado B. La medida, según ha explicado el líder del PP de Barcelona, Alberto Fernández Díaz, se podría empezar a aplicar este verano y prevé también autorizar más actividad de restauración, que también estaba vetada.

Malestar vecinal

La Federación de Asociaciones de Vecinos de Barcelona se han mostrado en múltiples ocasiones contrarios al desbloqueo de esta norma. Aseguran que con la proliferación de alojamientos turísticos (tanto hoteles como apartamentos) está convirtiendo el centro de la ciudad en un parque de atracciones en detrimento de los residentes.

Además, recuerdan los oscuros capítulos que azotaron al Ayuntamiento hace dos legislaturas, cuando la edil responsable del casco viejo, Itziar González, dimitió tras recibir varias amenazas. La causa vinculó las amenazas a una trama corrupta de funcionarios y empresarios que adjudicaban licencias para apartamentos turísticos.

Fortalecer economía

Sobre la posibilidad de que el coste de la vivienda suba y pueda provocar la huida de vecinos a otros barrios, el político 'popular' ha replicado: "En los últimos 12 años, los extranjeros han pasado a representar del 19% al 42% de la población de Ciutat Vella. Si dejamos las cosas como hasta ahora, año tras año los vecinos de toda la vida serán menos, y sus hijos y nietos continuarán sin venir a estos barrios y cada vez habrá más extranjeros".

No obstante, Fernández Díaz ha asegurado que esta medida también permitirá fortalecer la actividad económica de la ciudad, además de recuperar zonas degradadas. En este sentido, fuentes del sector de la hostelería comentan que la iniciativa será buena para recuperar fincas degradadas. “Existen muchos propietarios que no tienen dinero para reformar los inmuebles”, aseguran. Además, añaden que el modelo premia un tipo de establecimiento que generalmente es muy responsable con la arquitectura de la zona y que busca clientes de alto standing.

Críticas

La oposición municipal, PSC, ICV y ERC, han puesto el grito en el cielo. Los tres partidos fueron los responsables de la medida que puso freno a la proliferación de hoteles en el casco viejo. “¿Han ganado los lobbies a los ciudadanos?”, se ha preguntado el líder socialista Jordi Martí.

Ricard Gomà, de ICV-EUiA, ha denunciado una "preocupante opacidad" en la toma de decisiones "de un Gobierno que sólo escucha a los comerciantes y a los hoteleros de lujo. Por su parte, el líder de ERC, Jordi Portabella, ha indicado que el pacto concentra las inversiones allí donde el PP tiene intereses de voto electoral.