El ‘impuesto al pecado’ de Aruba dispara las bebidas hasta un 330%

El precio de los cócteles se dispara en Aruba con los nuevos impuestos.

El ‘impuesto al pecado’ de Aruba dispara las bebidas hasta un 330%

Aruba asusta al turismo internacional con un impuesto que grava las bebidas alcohólicas y el tabaco. Catar tiene regulaciones similares

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

31/01/2019 - 14:45h

El impuesto que Aruba aplicó a bebidas alcohólicas y el tabaco puede impactar negativamente en el turismo de la isla caribeña. Las autoridades del territorio perteneciente a los Países Bajos aplicaron subas que llegan al 333% para evitar problemas de salud entre su población.

El llamado ‘impuesto al pecado’ comprende tasas del 8% en el vino y vermut, 44% sobre bebidas con alta graduación alcohólica como el whisky, el ron o la ginebra, del 57% en el kilo de tabaco y hasta un 333% en el precio de la sidra de manzana, piña, pera o miel. En otros tipos de sidra, el aumento es del 188%, informa Forbes.

Para leer más: Aruba o cómo acceder a la mejor cocina de las islas del Caribe

Además de aumentar la recaudación impositiva, la intención del gobierno caribeño es desalentar el consumo de alcohol y tabaco en la población.

En Aruba los efectos del nuevo impuesto se sentirán en los resorts del tipo ‘todo incluido’ que tienen un alto consumo de bebidas alcohólicas

Pero los efectos se sentirán negativamente en el turismo, debido a la gran cantidad de resorts del tipo ‘todo incluido’ que hay en las playas de la isla, donde se registra un elevado consumo de cócteles como los populares Banana Bridge (elaborados con ron) o los daiquiris de mango.

Sobre el tabaco y las bebidas azucaradas

En el Caribe hay once estados que han aplicado nuevas tasas sobre el tabaco y el alcohol, y dos de ellos (Barbados y República Dominicana) también subieron los impuestos sobre las bebidas azucaradas.

Este último recargo es cada vez más popular en el mundo. En Cataluña desde junio de 2017 se aplica un impuesto del 5% al 20% en estas bebidas, según el tipo de envase comprado.

Catar recarga las bebidas

En Catar también aplicaron un fuerte impuesto a las bebidas alcohólicas, aunque más impulsado por motivos religiosos. Si bien el Islam prohíbe su consumo, en hoteles y restaurante de alta gama es posible comprar vino o cerveza, pero cada vez a precios más prohibitivos.

En el caso de las bebidas alcohólicas desde principios de año subieron el 100% por los nuevos impuestos, al punto que un paquete de 12 latas de cerveza cuesta 68 euros. Un vino sudafricano de calidad media se vende a 22 euros y una botella de gin Bombay Sapphire se ofrece a 85,5 euros, informa The Telegraph.

En Catar un pack de 12 cervezas puede costar hasta 68 euros con el nuevo impuesto

Un desafío que se plantea en este pequeño país es qué política se adoptará durante el Mundial de Fútbol 2022, cuando 1,5 millones de turistas lleguen a Doha y otras ciudades y se sorprendan por las prohibiciones legales para conseguir cervezas o vino, o los precios que tendrán.

Una alternativa es que las autoridades permitan la venta en sitios específicos, como los fan zone, pero su consumo en público estará prohibido.