El barrio que nadie espera encontrar en Londres

Las galerías de arte y las tendencias mandan en el barrio de Dalston.

El barrio que nadie espera encontrar en Londres

En Dalston, al este de Londres, surgen comercios alternativos, espacios de coworking, restaurante eclécticos y tiendas de música independiente

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

12/02/2019 - 13:17h

Si te agobian las multitudes que pasean por Camden Town, Covent Garden o Notting Hill buscando espacios alternativos y un toque de culturas del mundo es hora de descubrir Dalston, un barrio al este de Londres que toma impulso como motor de tendencias.

Los comercios alternativos, las tiendas vintage, las disquerías de vinilo sobrevivientes y bares veganos conviven con galerías que exponen artistas emergentes, espacios de coworking montados en contenedores marítimos y peluquerías que dan un estilo étnico a los que quieran cambiar de look.

[Londres y París se alían para conquistar a los millennials]

La comunidad afroamericana y turca le da un toque cosmopolita a las calles, en un barrio en el que los jubilados siguen con su tradición de jugar al ajedrez en las plazas mientras se ven cada vez más jóvenes tatuados, con piercings y ropa fabricada en 1970.

Arte provocativo

Un espacio que refleja el pulso del barrio es la galería de arte Hang-Up Pictures, donde las obras de arte provocativas de Nina Saunders y Harland Miller comparten espacio con muestras del huidizo Banksy, que tiene un bunker subterráneo dedicado a sus trabajos de street art.

Una galería de arte tiene un espacio subterráneo dedicado a los trabajos de arte callejero de Banksy

Allí se pueden ver historietas dibujadas por el fundador de Run DMC Darryl Daniels (que cada tanto sorprende con una performance), y también se puede escuchar a Nadya Tolokonnikova (de Pussy Riot) cantando para apoyar a los refugiados.

banksy2
La galería Hang-Up Pictures presenta reproducciones de graffitis de Banksy.

Elegancia subterránea

LN-CC es una elegante boutique subterránea, donde cada cuarto dedicado a un estilo diferente se conecta por túneles de madera. Allí conviven marcas de lujo como Gucci o Rick Owens con otras que son buscadas por los cazadores de tendencias, como las zapatillas Veja o los bolsos Venczel.
LN CC Store 2015 featured 2
Parece una nave espacial pero se trata de una elegante tienda subterránea de moda.

Allí hay una curiosa biblioteca especializada en esoterismo donde también se venden discos de vinilo, mientras que un bar en la parte trasera se usa para eventos de moda, clases de yoga y “degustaciones musicales”, una respuesta lógica en un barrio que cuenta con varios sellos de música alternativos.

Arte en fábricas

En un antiguo almacén reconvertido en un centro generador de arte se encuentra el café Brunswick East, recomendado para degustar un brunch al estilo británico, con un buen catálogo de batidos (atención al de aguacate).

En el lugar se despliegan las creaciones de diferentes artistas de la cerámica, que mantienen un equilibrio de austeridad frente a las lámparas victorianas y las plantas colgadas en cables de acero.

boostrap
En Boostrap se suelen realizar conciertos y eventos culturales.

Boostrap es una organización que transformó un antigua fábrica en una comunidad de start-ups, diseñadores de moda y artistas, que comparten espacios comunes y en donde se organizan eventos culturales, proyecciones de cine o sesiones de DJ’s.

En Dalston tienen su sede diferentes sellos discográficos independientes

En el lugar se encuentra The Bootyard, donde una serie de contenedores marítimos alojan una micro-cervecería artesanal, una cafetería y una pastelería artesanal.

Pelicans and Parrots sigue la estela de las tiendas que combinan diseños de vanguardia con la moda retro y de segunda mano. Allí se pueden encontrar tops con estampados de Gucci y Versace, chaquetas para moto de Moschino y elegantes vestidos de marcas italianas.

pelicans interior
Moda y decoración retro en Pelicans and Parrots.

En el espacio central se despliegan muebles de mediados del siglo XX, tocados de plumas africanos y cerámicas que eran de última moda en la década de los 60. Todo un espectáculo para los que buscan algo diferente para vestir, decorar o regalar.