Breslavia: la ciudad polaca donde reina la literatura

Pasado y futuro en la Plaza del Mercado de Breslavia. Foto: Turismo de Polonia.

Breslavia: la ciudad polaca donde reina la literatura

Breslavia, la cuna de la premio Nobel Olga Tokarczuk, presenta una intensa vida cultural con una interesante participación española

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

07/11/2019 - 14:00h

Hace tres años la ciudad polaca de Breslavia, también conocida como Wrocław, fue elegida como Capital Europea de la Cultura. Su intenso trabajo por las artes le llevó a obtener más galardones, para cimentar su fama de meca literaria en Europa del Este.

La ciudad, ubicada al sureste de Polonia, también fue designada como Patrimonio de la Humanidad de Literatura por la Unesco, y este organismo recientemente la destacó como una de las nuevas ciudades creativas del mundo. Obviamente, en reconocimiento a su veta literaria.

Breslavia, la cuna de una premio Nobel

Además de estas menciones hace pocas semanas la Academia Sueca eligió a Olga Tokarczuk como Premio Nobel de Literatura 2018 (recordemos que el año pasado no se otorgó), en reconocimiento a su carrera en las letras. Nacida en Breslavia, la escritora todavía vive en esta ciudad.

La vida universitaria de Breslavia le llevó a tener una intensa actividad cultural, con una abundante oferta de librerías y bibliotecas como la hermosa Ossolineum

Esta urbe es una importante ciudad universitaria, donde alrededor de 100.000 jóvenes llegan desde diversos puntos de Polonia para estudiar.

Además del dinamismo que le aportan, la vida académica fuera de los centros educativos se expande con una abundante cantidad de librerías y bibliotecas.

[Para leer más: Una suculenta escapada a Cracovia]

Entre ellas destaca Księgarnia Hiszpańska Wrocław (o sea, Librería Española de Breslavia), un comercio instalado en los bajos de una casa en el casco antiguo de la ciudad, que se enfoca en la literatura española y latinoamericana.

1024px Ossolineum, Breslavia, Polonia, 2017 12 20, DD 20
Vista exterior del Ossolineum, una de las bibliotecas más antiguas de Polonia. Foto: Wikipedia.

Además de libros en castellano, también tiene obras en lengua catalana y vasca. Allí es frecuente que se organicen espectáculos musicales, jornadas de lecturas y degustaciones vinculadas a la cultura española.

El Museo Pan Tadeusz permite explorar las raíces literarias e históricas de la ciudad, en un nuevo complejo que forma parte de la bonita Ossolineum, una de las bibliotecas más grandes y antiguas de Polonia.

Las glorias del pasado

Ostrów Tumski, el barrio antiguo, se caracteriza por su ritmo relajado con edificios góticos como el Ayuntamiento, mientras que varias casas burguesas presentan fachadas renacentistas que recuerdan épocas doradas en la historia local.

En el Distrito de los Cuatro Templos la ciudad muestra una orgullosa historia de tolerancia, donde en un terreno de apenas 300 metros se encuentran la iglesia ortodoxa del Nacimiento de Santa Madre de Dios, la católica de San Antonio de Padua, la sinagoga Pod Białym Bocianem y la iglesia evangélica de la Divina Providencia.

En este barrio, parte de la ciudad vieja, se concentran numerosos restaurantes, cafeterías, bares y clubes de música. Uno de los más recomendados es el precioso patio de la sinagoga, rodeado por antiguas murallas.

wroclaw21170
Los estilos gótico y renacentistas conviven en las calles de Breslavia. Foto: Turismo de Polonia.

La ciudad que se divide en 12 islas

La ciudad presume de poseer numerosos museos, como el Palacio Real, el del Teatro, el del Panorama de la Batalla de Raclawice y el moderno Hydropolis, el centro de conocimiento sobre el agua.

La ciudad de Breslavia tiene una obsesión con la estatuas de gnomos: hay más de 300 en sus calles y jardines

Es que Breslavia es atravesada por el río Óder, que en la ciudad vieja la disgrega en 12 islas atravesada por 100 puentes.

Con la llegada del invierno el caudal de este río se congela, lo que lleva a los residentes a calzarse los patines para patinar sobre la superficie helada.

Breslavia es atravesada por el Óder, que divide a la ciudad en 12 islas. Foto: Turismo de Polonia.
Breslavia es atravesada por el Óder, que divide a la ciudad en 12 islas. Foto: Turismo de Polonia.

Para la Navidad

Aunque el frío puede ser intenso, en la ciudad se puede visitar el tradicional mercado navideño, que se levanta en la Plaza Mayor, con sus caseta de madera con recuerdos y regalos; y bebidas calientes para combatir al invierno polaco.

[Para leer más: Tras las huellas de Chopin en Varsovia]

Hay un detalle que a los visitantes les llamará la atención: la obsesión de los vecinos de Breslavia por los gnomos. En diferentes puntos de la ciudad hay hasta 300 figuras de estos seres míticos, y es tan grande el cariño que le tienen que hay planes para abrir un museo en su honor.

Gnomos en Breslavia. Foto: Bronisław Dróżka en Pixabay
Hay más de 300 gnomos en las calles de Breslavia. Foto: Bronisław Dróżka - Pixabay.