China pone en marcha la fotocopiadora de destinos

En Suzhou (China) se construyó un puente que imita al Tower Bridge, excepto que tiene el doble de torres que el original.

China pone en marcha la fotocopiadora de destinos

Las ciudades que imitan a edificios y monumentos de Venecia, París o Londres son el último grito del turismo y la arquitectura en China

Juan Pedro Chuet-Missé

BARCELONA

15/06/2018 - 18:56h

China cuenta con una población de 1.380 millones de personas, pero solo el 5% (70 millones) cuenta con pasaporte. El resto de los ciudadanos tiene que conformarse con recorrer el interior de su gigantesca geografía, que gracias a las aerolíneas low cost, hacen que el país sea uno de los puntos donde más crece el tráfico de pasajeros.

Como hay cientos de millones de chinos que, por ahora, no pueden viajar al exterior, la tendencia en el turismo local es construir ciudades, monumentos y sitios turísticos a imagen y semejanza al de otros países. Además, el país tiene una centenaria tradición de edificar barrios enteros que copien a los de rincones de Europa o América.

Estos son los algunos de los mejores ejemplos de turismo de imitación que se pueden encontrar en China:

china london

7 - -- Londres


En la ciudad de Suzhou, al este de China, el ayuntamiento decidió levantar un puente para conectar las orillas de las ciudades, pero con el toque original de que imite al Tower Bridge, uno de los íconos de Londres.
El puente chino es una réplica casi exacta del que atraviesa el río Támesis, excepto por un detalle: los arquitectos decidieron que tenga cuatro torres en vez de dos, aunque no se sabe si fue por error o para que los británicos no acudan a los tribunales por plagio.

 

suecia

6 - -- Suecia


El proyecto de Shanghái fue un fracaso porque la especulación inmobiliaria disparó los precios a las nubes, por lo que casi todas sus calles se presentan vacías. Sin embargo estos barrios congregan a parejas de recién casados que aprovechan las localizaciones europeas para sus fotos de boda, como este paisaje que imita a Luodian, en Suecia.

amersfroot

5 - -- Holanda


Construir barrios de imitación es una costumbre que se remonta a la época imperial. En Shanghái se lanzó el proyecto “Una urbe-nueve ciudades”, donde los barrios de la metrópolis china imitan a diferentes rincones de Europa. Por ejemplo Amersfroot, una ciudad de estilo flamenco con canal incluido.

esfinge

4 - -- Egipto


La famosa esfinge de Giza tiene réplicas en varias partes de China. La de Lanzhou se encuentra en un parque temático no muy lejos de una reproducción del partenón de Atenas, levantada para recuperar la economía de la ciudad, que brilló en la época de la Ruta de la Seda.
En Shouguang se levantó un modelo más modesto con maíz (¿?), en Shijiazhuang se construyó una cabeza con las mismas medidas que la original, pero las protestas del gobierno egipcio obligaron a que sea desmantelada. Y en Chuzhou se presentó otra esfinge en la misma escala que su hermana milenaria, pero decorada con los mismos colores que habría tenido la original

laffite

3 - -- Palacio de Maisons-Laffitte


El Palacio de Maisons-Laffitte, a 25 kilómetros al noreste del centro de París, es un gigantesco château del siglo XVII. Y un millonario chino, Zhang Yuchen, se quedó tan enamorado del imponente edificio que construyó una réplica por 50 millones de dólares, en las afueras de Beijing.
Pero como le pareció algo pequeño, decidió dos alas adicionales y un inmenso jardín. Para recuperar la inversión, el magnate abrió parte del palacio como hotel de lujo.

eiffell

2 - -- París


La capital francesa tiene una hermana gemela en Tianducheng, un suburbio de Hangzhou, en la provincia de Zhejiang. Allí se encuentra una Torre Eiffel de 108 metros de altura (tres veces veces menos que la original), y el barrio -que totaliza 31 kilómetros cuadrados- imita las calles, los edificios con techos de pizarra y los parques con elegantes fuentes. Y todo se ve mucho más nuevo que la ciudad de la luz.

Florentia Village canal

1 - -- Venecia


Florentia Village no imita a Florencia sino a Venecia, donde por supuesto hay góndolas para navegar por el Gran Canal y un puente similar al del Rialto. El lugar, ubicado entre Beijing y el puerto de Tianjin, es un paseo de compras de marcas de lujo y de hoteles exclusivos, como Ermenegildo Zegna, Champagne Ferrari, Mandarin Oriental, Mont Blanc, Givenchy y Prada, entre otros.