Cinco novedades que hacen de Oslo uno de los destinos de 2020

Nuevo Museo Munch en Oslo. Foto: Didrick Stenersen

Cinco novedades que hacen de Oslo uno de los destinos de 2020

El próximo año la capital noruega verá la inauguración de importantes referentes culturales y arquitectónicos: esto es lo que no te debes perder

Mar Nuevo

Madrid

19/12/2019 - 18:28h

Lleva a tiempo preparándose y, de hecho, Oslo ya figura en las listas de ciudades más apetecibles de Europa. Además de la apabullante naturaleza de sus parques, bosques y fiordo, 2020 será el año de la inauguración de museos, bibliotecas y centros culturales que muestran cómo la arquitectura de vanguardia se convierte, también, en un poderoso imán para los viajeros que buscan un plus.

El nuevo Museo Munch, la biblioteca pública de Oslo, el complejo Ramme, la Casa del Clima o el puente-museo-escultura The Twist son algunos de los nuevos atractivos que justifican una escapada aderezada por la gastronomía más innovadora y algunos de los barrios emergentes más interesantes del viejo continente.

El autor del grito más famoso de la historia del arte contará con uno de los mayores museos del mundo dedicado a un solo artista

[Para leer más: Stavanger, petróleo, vikingos, cocina y mucho arte urbano]

Nuevo Museo Munch

El arquitecto español Juan Herreros firma el proyecto que proporcionará una nueva casa a la obra de Edvard Munch. El autor del grito más famoso de la historia del arte contará a partir de la próxima primavera con un espacio de referencia, uno de los mayores del mundo dedicados a un solo artista.

Museo Munch. Foto: Turismo de Noruega

El nuevo museo Munch abrirá la próxima primavera. Foto: Turismo de Noruega.

Impacto visual en el exterior y un interior diseñado para enriquecer la experiencia del visitante son las líneas maestras de este proyecto, en el que tendrá cabina la mayoría de sus 28.000 obras entre pinturas, grabados y dibujos que el propio artista legó a la ciudad.

La colección se distribuirá en tres salas principales, mientras que otros espacios albergarán diferentes exposiciones temporales de artistas noruegos e internacionales.

La idea, sin embargo, va mucho más allá del mero museo. Sus responsables apuestan por convertirlo en un icono cultural para la ciudad que se viva y se disfrute como punto de encuentro para sus ciudadanos y sus visitantes. Para ello acogerá todo tipo de actividades como conciertos y lecturas. La alta gastronomía también tendrá su espacio, gracias al restaurante ubicado en la planta 13 que regalará espectaculares vistas de Oslo.

Un restaurante en la planta 13 completará la oferta del nuevo museo añadiendo un espacio con las mejores vistas sobre la ciudad

Biblioteca Deichman 

Noruega se corona año tras año como uno de los países que más se lee de Europa y puede que algo tengan que ver en sus hábitos lectores sus fantásticas bibliotecas, entre ellas las de Stormen, en Bodø, así como las de Tromsø y Vennesla.

Biblioteca Deichman. Foto Lund Hagem Arkitekter

Biblioteca Deichman. Foto: Lund Hagem Arkitekter.

Por eso la expectación es máxima ante la inauguración de la nueva biblioteca pública Deichman, prevista para el próximo 28 de marzo.

Ubicada en el distrito de Bjørvika, en la costa del fiordo de Oslo, y obra del arquitecto Lund Hagem y la empresa Atelier Oslo, es mucho más que un modernísimo edificio donde tomar prestados libros o refugiarse entre tomos y estanterías.

De hecho, se perfila como el próximo lugar donde ver y ser visto, donde compartir conversaciones, llevar a cabo encendidas discusiones y, en general, disfrutar del aprendizaje compartido.

Su terraza con vistas al paseo costero, los rascacielos del distrito conocido como Barcode (código de barras) y las sierras boscosas que rodean a la ciudad promete convertirse en uno de los refugios más deseados de la ciudad, especialmente en los meses de primavera y verano.

Biblioteca pública de Oslo. Foto Lund Hagem Arkitekter

Biblioteca pública de Oslo. Foto: Lund Hagem Arkitekter.

Además, contará con un cine y una zona de juegos, así como una sala con manuscritos ‘secretos’ que permanecerá cerrada hasta 2114. Se trata deuna iniciativa de la artista Katie Paterson por la que invitará cada año a un escritor a entregar una obra original, impresa en papel procedente de los árboles noruegos, y que se harán públicos dentro de un siglo.

Ramme, nuevo destino cultural

Al sur de la ciudad se inaugurará también, en la primavera de 2020, otro hito cultural, concretamente Ramme, que se alza sobre la que fuera una propiedad del pintor expresionista más famoso de Noruega, Edvard Munch.

Diseñado por el estudio Enerhaugen Arkitekter se concibe como un centro cultural que acogerá exposiciones de este y otros artistas, pero también otras manifestaciones culturales como obras de teatro y conciertos.

El complejo incluye también un hotel -Ramme Fjordhotell-, un restaurante que ofrecerá comida orgánica a partir de las materias que obtenga de su propia granja - Ramme Gård- y parques y bosques para perderse paseando.

Centro cultural Ramme

El complejo Ramme incluye museo, espacios para conciertos, hotel y granja-restaurante.

El centro se inaugurará con una gran exposición sobre Munch en colaboración, claro, con el Museo Munch.

La Casa del Clima

El Jardín Botánico de Oslo ya era un oasis en el centro de la ciudad, perfecto para relajarse entre cientos de variedades de especies, tanto autóctonas, como exóticas, que crecen en su invernadero.

A partir de la próxima primavera inaugura un nuevo espacio bautizado como la Casa del Clima y construido por Lund Hagem Arkitekter and Atelier Oslo.

Como su propio nombre indica, pondrá el acento en el cambio climático, tan importante en la actualidad y en el futuro, en una aproximación a la problemáticas y posibles soluciones, con las que se espera inspirar la concienciación pero también la acción.

Jardín Botánico Oslo. Foto: Thomas Johannessen

Jardín Botánico Oslo. Foto: Thomas Johannessen.

Esquí a 20 minutos de la ciudad

Algo antes, en enero, abrirá sus puertas un nuevo centro de esquí en pista cubierta: el centro SNØ. A tan solo 20 minutos del centro de Oslo en tren esta infraestructura está diseñada por los arquitectos de Halvorsen & Reine, una prueba más de que el diseño nórdico abarca todas las facetas de la vida; desde las mayores expresiones artísticas a los objetos más cotidiadnos.

Volviendo a Snø -que precisamente significa nieva en noruego-, y contará con pistas de esquí alpino tanto para principiantes como para esquiadores experimentados, además de snowpark y circuitos de esquí de fondo.

Snø es el nuevo centro de esquí para todo el año a 20 minutos de Oslo.

Snø es el nuevo centro de esquí para todo el año a 20 minutos de Oslo. Foto: Turismo de Noruega.

Además, y si contamos con tiempo para desplazarnos, otra visita imprescindible pasa por The Twist, una obra con el sello del estudio Bjarke Ingels Group (Big).

Ubicado en la región de Hardanger se trata de una originalísima construcción a medio camino entre el puente, la estructura y el museo. Sus creadores la definieron como ‘puente habitable’ y consta de un edificio de 1.000 m2 y esculturales formas que une las orillas del río Randselva, sobre el que, literalmente, se retuerce.

Inaugurado el pasado otoño, engloba también un parque de esculturas en mitad del bosque de Jevnaker al norte de Oslo, en Kistefos, configurando así uno de los conjuntos más hermosos en los que disfrutar del arte contemporáneo en toda Europa.

The Twist. Foto Laurian Ghinitoiu Kistefos Museum.

The Twist. Foto: Laurian Ghinitoiu | Kistefos Museum.