Descubriendo Londres de la mano de Harry Potter

La plataforma 9 3/4 no está en King Cross, pero se la puede encontrar en los estudios de Warner. Foto: Warner Bros

Descubriendo Londres de la mano de Harry Potter

Viajamos por los sitios de Londres que se transformaron con la magia de Harry Potter, con la novedad de descubrir los secretos de la casa Slytherin

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

26/02/2020 - 14:11h

Edimburgo no es la única ciudad que aprovecha la fama que creó el mundo de Harry Potter. Diversos rincones de Londres fueron usados como localizaciones para la saga de películas del famoso mago, así como otros sitios habían sido descriptos por JK Rowling en sus libros.

Los fans de la saga fantástica que llegan a Londres suelen contratar los tours por los estudios de Warner Bros en la capital británica. En las visitas guiadas se pueden conocer los decorados del gran comedor, el bosque prohibido, el callejón Diagon y el andén 9 3/4; así como los objetos usados para recrear el armario de los recuerdos, el aula de las pociones y el despacho de la profesora Umbridge.

[Para leer más: Edimburgo: la ciudad que vio nacer a Harry Potter]

También se revelan los aparatos mecánicos que con ayuda de los efectos especiales presentaban al sauce boxeador o la capa invisible de Harry Potter, así como la gigantesca pantalla verde usada para cientos de escenas, entre ellas, los juegos de Quidditch.

Slytherin abre sus puertas

A partir del 3 de abril y hasta el 6 de septiembre los visitantes podrán conocer por primera vez los interiores de la casa Slytherin, como el decorado de 7,6 metros donde se encontraba la chimenea con los leños y los sofás donde se reunían Draco Malfoy y otros alumnos.

Great Hall

El gran comedor se visita en los estudios de Warner Bros. Foto: Warner Bros

Por primera vez los estudios Warner presentan una visita temática en torno a la casa Slytherin, con la presentación inédita de vestuarios y decorados

También será posible ver los gigantescos tapices de la casa que decoraban al gran comedor cuando Slytherin ganó la Copa de las Casas, los vestuarios de la familia Malfoy y detalles de cómo Tom Riddle evolucionó en Voldermort.

Descubriendo el Londres mágico

Muchas escenas que fueron rodadas en los estudios tuvieron planos exteriores que se pueden encontrar fácilmente en Londres, donde solo hace falta un mapa y estar preparado para caminar.

[Para leer más: Siete sitios anónimos que el cine catapultó a la fama]

Por ejemplo, la estación de King Cross homenajea al universo de Potter con una recreación del andén 9 ¾, donde partía el tren a Hogwarts.

St Pancras Renaissance London Hotel 2011 06 19

El hotel Renaissance St Pancras se transformó en la estación de King Cross. Foto: Wikipedia

No está exactamente entre los andenes, sino en un sector aparte, donde hay una pared con medio carro de equipaje que emerge entre los ladrillos, con un par de maletas antiguas y un búho blanco.

Allí miles de turistas aprovechan para pasar por el comercio vecino y comprar una bufanda o un gorro para realizar la foto de rigor.

Sin embargo, la entrada a la estación de King Cross en la primer película no es la real, sino que corresponde a la fachada del hotel Renaissance St Pancras, que está a cinco minutos andando de la terminal ferroviaria.

El callejón Diagon

El caso de King Cross es similar al callejón Diagon. Gran parte se filmó en los estudios, pero algunas tomas exteriores se realizaron en el mercado de Leadenhall, el más antiguo de Londres a tres minutos de la estación de metro de Monument.

Leadenhall Market In London   Feb 2006 rotated

Varias escenas del callejón Diagon fueron filmadas en el mercado de Leadenhall. Foto: Wikipedia

Allí se puede encontrar una óptica de paredes azules, pero si se mira con cuidado, se deducirá que es la entrada a la taberna El caldero chorreante.

En este paseo comercial exclusivo para magos se encontraba el banco de Gringotts. Cuando Harry camina con Hagrid por los pasillos lo hacen en el interior de la Embajada de Australia, que solo se puede conocer con visitas concertadas.

El Ministerio de Magia

Para entrar en el Ministerio de la Magia, Harry y Arthur Weasley, el padre de Ron entraban en una cabina telefónica en el cruce de Scotland Place y Great Scotland Yard.

Enfrente se encuentra un elegante hotel de la cadena Hyatt ubicado en el antiguo cuartel de la policía metropolitana.

[Para leer más: Atención 'muggles': Harry Potter está de vuelta en Madrid]

Pero no se verán rastros de la famosa cabina: fue construida especialmente para la escena, y una vez filmada, fue desmontada.

Los puentes sobre el Támesis

Varios puentes de Londres fueron protagonistas de varias escenas, como el del Milenio, cuyos tensores de acero saltan por los aires cuando es atacado por mortífagos Harry Potter y el misterio del príncipe; o el Lamberth Bridge, que cruza el Támesis desde el parlamento, por donde el autobús azul atraviesa mágicamente dos transportes rojos, en Harry Potter y el prisionero de Azkabán.

millenmium bridge

El Puente del Milenio bajo el ataque de mortífagos. Foto: Warner Bros

También aparece cuando el joven mago pasa por debajo con su escoba en Harry Potter y la Orden del Fénix.

El zoológico

Uno de los momentos en que Harry descubre que tiene poderes mágicos es cuando visita el zoológico de Londres y conversa con una pitón de Burma; a la que luego libera desatando el caos.

Una placa del zoológico de Londres recuerda que allí Harry Potter podía hablar la lengua de las serpientes

El serpentario existe, pero en lugar de esa gigantesca especie allí se encuentra una bamba negra. A un lado, una placa recuerda que allí se filmó esa escena.

Harry Potters home 4 Privet Drive

La casa de Bracknell donde se inicia la saga de Harry Potter.

Donde todo empieza

Y este recorrido tras las huellas de Harry Potter termina en donde empieza la saga, en la casa de los Dursley, la familia política del mago.

El número 4 de Privet Drive de Surrey en realidad es la calle Picket Post Close, una urbanización en la ciudad de Bracknell a poco más de una hora del centro de Londres.

Cada tanto se ve a algún fanático de la serie visitando el barrio, pero es mejor no molestar a los propietarios para conocer el interior: solo la fachada fue usada para las películas.