Egipto aspira a más turistas pese al golpe de Estado

Egipto aspira a más turistas pese al golpe de Estado

La Oficina de Turismo del país calcula un incremento del 30% de visitantes

Europa Press

14/07/2013 - 19:24h

Egipto aspira a cerrar 2013 con un incremento del 30% en el número de turistas, después de registrar un repunte del 10% en el primer semestre del año con respecto al mismo periodo de 2012, pese a la situación política y social que atraviesa en estos momentos el país.

En declaraciones a Europa Press, fuentes de la Oficina de Turismo de Egipto han reconocido que los altercados que han rodeado al golpe de estado que ha derrocado al presidente Mohamed Mursi están afectando al número de visitantes del país, aunque han confiado en que su repercusión no sea "por mucho tiempo".

Esperanzas con el nuevo Gobierno

Así, han señalado que desde las autoridades están trabajando para aumentar tanto las llegadas como los ingresos, a la vez que han confiado en que el nuevo Gobierno trabaje para conseguir este objetivo.

Respecto al número de españoles que viajará durante este ejercicio al país, han matizado que los turistas procedentes de España registrarán un incremento de entre el 8% y el 10%, no más a consecuencia de la crisis económica.

Además, han puntualizado que los egipcios ven en España un país "líder" en turismo.

Nuevos productos turísticos

Entre las novedades turísticas de Egipto, destacan nuevos productos turísticos como el buceo, el safari, las actividades en el desierto, los parques nacionales o el turismo cultural.

En cuanto a la permisión del uso de bikinis y el consumo de alcohol en las zonas de costa como reclamo turístico, las mismas fuentes han insistido en que nunca ha existido prohibición alguna al respecto, destacando el incremento en los últimos dos años de los turistas que visitan las zonas del Mar Rojo.

El sector turístico egipcio representa en la actualidad el 12% de su Producto Interior Bruto (PIB), mientras que el objetivo del país es alcanzar los 30 millones de turistas y unos ingresos de 25.000 millones de dólares (19.457 millones de euros) en 2022.