El Gobierno destierra el helipuerto 'pijo' de Mallorca

El Gobierno destierra el helipuerto 'pijo' de Mallorca

La marina de lujo Port Adriano podrá tener pista para helicópteros, pero junto al mar y restringida

Redacción

Barcelona

11/04/2015 - 20:40h

Port Adriano tendrá un helipuerto privado

El Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente dice sí al helipuerto de la 'gente guapa' de Mallorca, pero con condiciones. La supermarina de lujo Port Adriano podrá tener una pista para helicópteros, pero la deberá situar junto al mar. Además, se descarta su uso intensivo: no podrá haber más de dos operaciones por semana.

Ambas exigencias figuran del informe ambiental del proyecto, que impulsa Ocibar SA. El documento tumba los planes iniciales de la gestora de puertos deportivos, que quería el helipuerto a pie de dársena. Medio Ambiente lo descarta por incumplir la normativa aérea que marca la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI, por sus siglas en inglés).

Ahora, Ocibar, que comanda el catalán Antonio Saforteza, deberá construir la estructura en la parte suroeste del puerto 'chic', en una plataforma sobre el dique. Hay más. Los helicópteros que transporten a los turistas vip a Port Adriano deberán volar sobre el mar para minimizar el ruido.  

Image and video hosting by TinyPic

En la misma línea, Medio Ambiente insiste en que los aparatos "no podrán aterrizar sobre los islotes" cercanos y deberán volar a más de 1.000 pies de altura para no perturbar la vida en las urbanizaciones cercanas.

Fortunas

Las restricciones impuestas a Port Adriano son el último capítulo de un tortuoso periplo para construir la dársena, que finalmente se inauguró en 2012. Antes, la obra fue denunciada por los ecologistas, e incluso llegó al Parlamento Europeo en forma de pregunta a la Comisión.

Port Adriano es una marina para yates y superyates situada en Calvià (Mallorca). Con 82 puntos de amarre, puede alojar embarcaciones de 20 a 80 metros de eslora durante todo el año, y de hasta 100 metros en verano.

El puerto deportivo --que de hecho es una ampliación del antiguo puerto de El Toro-- está considerado uno de los mejores del Mediterráneo. La infraestructura lleva la firma del diseñador francés Philippe Starck, que eligió un modelo abierto que desdibuja la frontera entre el mar y la tierra.