Escapada a París en busca de gangas de moda

Escapada a París en busca de gangas de moda

Desvelamos las mejores direcciones para ir de compras a la capital del glamour sin arruinarse

Sonsoles Vázquez

París

30/08/2015 - 17:14h

Ir de compras en París no implica un presupuesto astronómico

Muchas marcas de moda disponen de almacenes en París que permiten comprar sus prendas de colecciones pasadas a precios muy razonables (con descuentos de hasta el 70 por ciento). Las dos mejores calles con este tipo de comercios son Marseille y Alésia, así como las aledañas, donde encontramos chollos de Les Petites, Claudie Pierlot, Maje, Sandro, Kookai, Alaïa, Cacharel, Sonia Rykiel… con la ventaja añadida de que muchas abren los domingos.

Otra de esas direcciones que sólo se desvelan a los buenos amigos es La clef des marques, en pleno Boulevard Raspail, una galería de marcas de moda que abarca desde los vestidos sexys de Marc Jacobs a los esponjosos jerséis de Donna Karan.

Outlets a las afueras

Asimismo, en distintos enclaves de los alrededores de París, se encuentran excelentes outlets. Por ejemplo, Marques Avenue, en la isla Saint-Denis (al que se puede llegar en metro), ofrece 79 tiendas de marcas con descuentos del 30 al 70 % en nombres como Princesse Tam Tam, Coq Sportif, Gérard Darel, Tara Jarmon, Comptoir des Cotonniers…

La Vallée Village, en Serris, es otro de los que merece el desplazamiento. Esta especie de pueblo con coloristas casitas reúne 90 tiendas de lujo a precios suaves: Jimmy Choo, Marni, Ralph Lauren, Roberto Cavalli, Céline, Zadig & Voltaire… En Gonesse, Usines Center Paris Nord 2 seduce con sus 120 atractivas tiendas (Lacoste, Lollipops, Dorotennis…), mientras que el Quai des Marques, en Francoville, cautiva a los más caprichosos con enseñas como Adidas, Ventilo, IKKS o Saint James.

Tiendas de segunda mano

A raíz de la crisis, las tiendas de segunda mano también están proliferando en París como setas. En ellas se pueden encontrar multitud de prendas usadas, muchas de ellas de marca y en perfecto estado, así como auténticas reliquias vintage. ¿Las más interesantes?: Madame de, Chine Machine, Sissi's Corner, Chercheminippes y Lorette et Jasmin.

Los rastros

A las gangas que se puedan descubrir rebuscando entre sus puestos, se añade aquí esa atmósfera única de los mercadillos callejeros. Los dos más emblemáticos son el de Saint-Ouen, con antigüedades increíbles a precios casi de risa, y el de Montreuil, más popular y cosmopolita. Como en todas partes, sólo recordar que es absolutamente imprescindible regatear.