Los mejores pulmones verdes de las ciudades españolas

Parque del Retiro, en Madrid. Foto: José Manuel de Laá/ Pixabay

Los mejores pulmones verdes de las ciudades españolas

En medio del tránsito y el vértigo se encuentran estos parques verdes que permiten reencontrarse con la naturaleza en las grandes ciudades españolas

Equipo Cerodosbé

Barcelona

07/03/2020 - 16:00h

Existen parques y jardines urbanos para todos los gustos en España. Se encuentran llenos de naturaleza y con espacios para hacer deporte al aire libre; otros han sido constitiuidos como monumentos en sí mismos o disponen de largos paseos, parques para los más pequeños, zoológicos o incluso parques de atracciones para toda la familia. 

El parque del retiro, en Madrid

El pulmón verde de Madrid es el Parque del Retiro. En él se puede remar en barca por su lago, visitar una exposición del Museo Reina Sofía o tumbarse frente a sus pequeños y señoriales palacios. Aunque en la capital española hay muchos más parques. Sobresalen los Jardines de Sabatini y el Campo del Moro, con vistas al Palacio Real; el moderno Madrid Río, el paisajístico El Capricho o la amplia Casa de Campo. En ésta además se se encuentran el Zoo y el Parque de Atracciones.

El Parque del Retiro. Foto: Sergio Casillas/Pixabay
El Parque del Retiro. Foto: Sergio Casillas/Pixabay

El Parque de la Ciudadela, en Barcelona

La magia y el color son protagonistas en el Park Güell, de Gaudí. Se puede  comprobar en sus mosaicos, dragones y en las formas circulares de sus construcciones. Es recomendable también visitar el Parque de Montjuïc, donde se encuentran museos como el Nacional de Arte de Cataluña o la Fundación Miró. Destaca además el espectáculo nocturno de su fuente mágica. Céntrico, junto al Arco del Triunfo, se encuentra el Parque de la Ciudadela. Para aquellos que buscan un parque más peculiar, deberán Si acercarse al de Horta para perderse en su laberinto.

Parque de la Ciudadela. Foto: Sabrina C./Pixabay
Parque de la Ciudadela. Foto: Sabrina C./Pixabay​

Jardín del Turia, en Valencia

Un enorme parque de más nueve kilómetros de espacio verde peatonal recorre la ciudad de Valencia. Es el Jardín del Turia, que ocupa el antiguo cauce del río del mismo nombre. En sus extremos se encuentran el zoológico Bioparc y la Ciudad de las Artes y las Ciencias. Si se va acompañado de niños, es imprescindible visitar el cercano parque de Gulliver dedicado al famoso gigante de cuento. Próximo a la zona central del jardín del Turia, también son destacados los jardines del Real y los de Monforte.

Jardín del Turia. Foto: Mathieu Militis/Pixabay
Jardín del Turia. Foto: Mathieu Militis/Pixabay ​

[Para leer más: En un siglo habrán desaparecido la mitad de las playas del mundo]

El Parque María Luisa, en Sevilla

Recorrer el Parque María Luisa en coche de caballos —también llamados calesas en Sevilla— es una experiencia única, 100% andaluza y que permite conocer los jardines, la Plaza de España y otros monumentos como la Giralda, la Catedral o el Real Alcázar. Este último es un extraordinario ejemplo de arte mudéjar con unos jardines imprescindibles que han aparecido incluso en varias producciones audiovisuales, como Juego de Tronos.

Parque Maria Luisa. Foto: Manuel Ramallo/ Pixabay
Parque Maria Luisa. Foto: Manuel Ramallo/ Pixabay ​

Parque de la Alameda, en Málaga

Para pasear junto a la zona monumental o para momentos románticos, es recomendable el Parque de la Alameda o de Málaga, cerca del Centro Pompidou. Para descansar entre naranjos y pequeñas fuentes, se puede visitar el Jardín de Puerta Oscura. Para descubrir flora subtropical y tener la sensación de caminar por una selva, se aconseja visitar el Jardín Botánico Histórico de la Concepción, que está situado a las afueras de la ciudad.

El Parque de Málaga. Foto: Wikipedia
El Parque de Málaga. Foto: Wikipedia         

El Parque de la Ribera, en Bilbao

Los espacios verdes de la ciudad se concentran en las riberas de la ría próximas a los Museos Guggenheim y de Bellas Artes. El primero se encuentra junto al Campo de los Ingleses. La zona más próxima al río es el Parque de la Ribera, que posee un recorrido escultórico por el pasado industrial y portuario de Bilbao (el Paseo de la Memoria). Por último, el Doña Casilda es el principal parque de la ciudad y está, también, junto al Museo de Bellas Artes.

Parque de la Ribera. Foto: Fred Romero/Flickr
Parque de la Ribera. Foto: Fred Romero/Flickr​

[Para leer más: Casas, castillos y pueblos a un euro: así se combate la despoblación]

El Parque del Mar, en Palma

En la ciudad de Palma, son agradables los céntricos paseos arbolados del Huerto del Rey —o S’Hort del Rei— y del Parque del Mar, en plena zona monumental. También hay pequeños jardines de casas señoriales que se pueden visitar. Uno de ellos es el Jardín del Obispo. Mientras, en el resto de la isla hay algunos muy recomendables como el de Son Marroig (un gran vergel con vistas al Mediterráneo en Deyá) y los Jardines de la Alfabia (de origen árabe y situados en Bunyola).​

Hort del Rei Palma. Foto: Wikipedia
Hort del Rei Palma. Foto: Wikipedia​