Almudena Alberca: "Prefiero un tinto de verano a un refresco"

Almudena Alberca elabora vinos que reflejan el lugar del que proceden. Foto: Belén de Azcárate.

Almudena Alberca: "Prefiero un tinto de verano a un refresco"

Hablamos con Almudena Alberca, la primera mujer española que ha logrado convertirse en Master of Wine (MW)

José Manuel Torres

Valencia

20/10/2019 - 11:00h

Almudena Alberca, zamorana de 40 años, es una enóloga e ingeniera agrícola que se alzó el pasado año con el Master of Wine (MW) convirtiéndose así en la primera mujer española en obtener el máximo reconocimiento a nivel internacional dentro del mundo del vino, otorgado por el Institute of Masters of Wine del Reino Unido.

Directora técnica y enóloga de varias importantes bodegas de nuestro país, Almudena es una persona amable, cercana, de risa alegre, extremadamente profesional, tenaz y muy perseverante. Y es, además, una prueba evidente de que en la vida nadie te regala nada.

Hace ahora un año que consiguió usted convertirse en una de las 134 mujeres MW que hay en todo el mundo. ¿Cuáles son sus sensaciones a día de hoy?

Tengo la percepción de que ha pasado tan rápido que casi no me ha dado tiempo de saborearlo. Son desde luego sensaciones positivas, sobre todo al ver la cara de mis padres cuando me acompañan a algún evento.

"Creo que mi ejemplo sirve de inspiración a otras mujeres"

Por cierto… ¿Cómo le explicamos a alguien que no tiene ni idea de cómo se llega a ser MW?

El MW es el mayor reconocimiento que puedes obtener a nivel internacional relacionado con el mundo del vino. Para conseguirlo hay que pasar dos exámenes, uno práctico y otro teórico, además de un trabajo final de master.

La cata consiste en 3 exámenes de 12 vinos a ciegas cada uno. Los vinos son de cualquier parte del mundo, de cualquier variedad y calidad. En el primer examen 12 blancos, en el segundo 12 tintos y el tercero abarca todos los estilos de vino del mundo.

Por otra parte, la teoría se divide en 5 exámenes: viticultura, enología, control de calidad, negocios y marketing. Y, por último, pueden preguntarte por cualquier tema de actualidad relacionado con el vino. El objetivo final es conocer, entender y explicar que significa un vino, de donde viene, a dónde va y por qué.

Almudena Alberca es la primera mujer española MW.
Almudena Alberca es la primera mujer española MW. Foto: Belén de Azcárate.

[Para leer más: Abadía Retuerta: un día en el hotel-bodega más lujoso de España]

Es la primera mujer española en lograr el MW… ¿Es algo destacable o quizás no es necesario hacer hincapié en ello?

No me importa que se destaque ya que, desde mi punto de vista, si yo no me hubiera esforzado por llegar hasta aquí, si no me hubiera formado, y si no tuviera una trayectoria de más de 16 años elaborando vino, daría igual que fuera mujer u hombre porque no se hablaría de mí. Creo que si mi ejemplo sirve de inspiración a otras mujeres, es bueno que se diga.

"Personalmente siento que represento, dentro y fuera de España, a mi país y a todas las zonas vitivinícolas que lo conforman"

¿Cuáles son sus tareas y obligaciones como MW?

Todos los MW del mundo tenemos un código de honor que debemos cumplir, que básicamente es el de trabajar siempre de manera positiva para la industria del vino. También colaboramos en la formación de los nuevos estudiantes, bien sea impartiendo clases o tutorándolos.

Personalmente siento que represento, dentro y fuera de España, a mi país y a todas las zonas vitivinícolas que lo conforman.

¿En qué basa su filosofía como enóloga?

En el respeto al medio, a la zona, a la variedad, en elaborar vinos que reflejen el lugar de donde vienen con la menor intervención posible, pero siempre utilizando la ciencia y la técnica.

¿Cómo son los vinos que más le gustan a Almudena Alberca?

Me gustan todos. Hay días que quiero probar vinos complejos que me hagan pensar, otros días deseo beber algo fresco, ligero y etéreo.

Pero es más fácil para mí identificar los vinos que no me gustan, que son aquellos que tienen defectos o que han sido elaborados con malas prácticas, hasta el punto de que se llega a enmascarar por completo el mensaje que ese vino podría haber ofrecido.

Catando el contenido de las barricas en la Bodega Viña Mayor, de la DO Ribera del Duero
Catando el contenido de las barricas en la Bodega Viña Mayor, de la DO Ribera del Duero. Foto: Belén de Azcárate.

¿A qué sabe un vino cuando está muy bueno?

¡Sabe a gloria! Sobre todo porque para mí, porque cuando bebo un vino muy bueno, significa que seguramente estoy con personas a las que quiero mucho, o celebrando algo especial. El vino de esta forma sabe a gloria.

¿El mejor vino es el que más cuesta?

Claro que no. Para eso se creó el término relación calidad-precio. Por supuesto, también cuenta mucho el nivel de desarrollo sensorial de cada persona para ser capaz de identificar los matices que tiene un vino a medida que sube de nivel.

"El mejor vino es el que más le guste a cada uno"

¿Cuál es el mejor vino del mundo?

El que más le guste a cada uno. A mí los vinos de añadas muy viejas me fascinan.

¿De ser una uva cual le gustaría ser y dónde le gustaría echar sarmientos?

En mi pueblo, en Muga de Sayago (Zamora), donde está mi familia. Y variedad de uva, pues no sé, me gustan muchas cosas distintas de cada una de las diferentes variedades.

¿En época de vendimia si su pareja le habla usted le escucha?

Durante estos días, en general, hago poco caso a amigos, familiares o pareja. Y no es que no quiera hacerlo, es que mi cabeza está a otras cosas. Y además, suele ser un periodo muy cansado, hasta el punto de que llega un momento en el que estás tan sólo para que te cuiden.

¿Cuál es su impresión acerca de los gurús del vino? ¿No es excesiva su influencia?

En realidad, creo que actualmente no hay casi gurús. Los veo más como una época pasada en la que sí que tenían una gran preponderancia. Actualmente creo que es el consumidor el que tiene la fuerza.

¿Pero ve normal que muchos de ellos destaquen casi siempre los mismos vinos como los mejores?

Aunque pienso que no hay verdades absolutas, creo que hay grandes vinos que han conseguido crear un estilo y han sabido mantenerlo en el tiempo. Obviamente no todas las añadas son siempre igual de buenas, algo que hace que los puestos que ocupan los vinos fluctúen ligeramente entre los diferentes años.

Habría que estudiar caso a caso dónde está la influencia del catador, el impacto de la cata a etiqueta vista, la calidad real del vino a estudio, etc.

Almudena Alberca inspeccionando las viñas de la bodega Finca Caserío de Dueñas, en Rueda
Almudena Alberca inspeccionando las viñas de la bodega Finca Caserío de Dueñas, en Rueda. Foto: Belén de Azcárate.

¿Hoy por hoy que considera que es más complicado hacer un buen vino o vender un buen vino?

Las dos cosas me parecen muy difíciles, salvo que se sea un genio tanto elaborándolos como vendiéndolos.

¿Qué siente cuando prueba un vino extraordinario?

Alegría, emoción, nervios…

¿Cuál es su opinión acerca de los tan de moda vinos naturales?

Quisiera decir en primer lugar que todos los vinos son naturales, que todos proceden de uvas frescas cultivadas en el campo. No estoy de acuerdo con el término porque es confuso y lleva a error al consumidor.

Prefiero llamarlos vinos naranjas o cualquier término que identifique que son vinos elaborados con una mínima intervención. Por otra parte, lo que más me gusta de esta tendencia es que ha hecho repensar a muchos elaboradores acerca de muchas prácticas habituales de la industria del vino que quizás no sean las idóneas.

En todo caso, si la excesiva no intervención enmascara al vino preferiría otro vino. Eso sí, reconozco que cuando están bien hechos pueden ser sublimes.

¿Cómo definiría a un consumidor que sólo bebe vinos de Rioja o de Ribera del Duero?

Podría ser un consumidor que tiene las ideas muy claras sobre lo que le gusta, o que no quiere experimentar a ver si otra cosa le agrada más. O quizás es que no ha habido una persona que sepa acompañarle o enseñarle el camino hacia otro lugar. En cualquier caso, el vino es para disfrutar, sea de donde sea.

¿Por qué hay cada vez más vinos que se parecen incluso sin pertenecer a la misma D.O.?

Los vinos de entrada de gama (los más accesibles o económicos), los varietales o de mezcla de variedades internacionales tipo cabernet sauvignon o merlot, van dirigidos a una franja de mercado más competitiva donde prima el estilo, y es en este punto en el que quizás los vinos se asemejan más. La internacionalización genera y potencia estas tendencias. Salvo este tipo de vinos, las diferencias que se encuentran entre vinos de otras zonas son muy dispares, ya que vienen de zonas de producción distintas con condiciones completamente diferentes (climáticas, varietales, regulaciones, etc.).

Almudena Alberca es una de las 134 mujeres MW que hay en todo el mundo
Almudena Alberca es una de las 134 mujeres MW que hay en todo el mundo. Foto: Belén de Azcárate.

¿Los vinos españoles son mejores o peores que otros?

Cada país tiene vinos muy buenos y menos buenos. Yo creo que lo que es imbatible en España es la relación calidad-precio a todos los niveles, desde los más asequibles hasta los vinos de alto nivel.

El consumo de vino en España, aunque creciente, no llega ni por asomo a lo que se consume en otros países productores. ¿Cómo se incentiva?

De manera cultural, entendiendo y haciendo entender cómo y dónde se elabora, la implicación que tiene sobre el medio ambiente y el medio rural, la preservación de los espacios naturales y el patrimonio. También explicando cómo consumirlo, haciendo ver la diversidad de estilos y sabores. Siempre utilizando un lenguaje sencillo que todos puedan entender.

Por último… imagine que come en un lujoso restaurante y observa que el cliente de la mesa de al lado pide gaseosa para su vino… ¿Cómo se le queda el cuerpo?

Me parecería un hecho simpático. Seguramente me daría la risa. Pero al final de todo, considero que lo que hay que hacer es disfrutar, y si a esa persona le gusta más así… ¡Pues adelante! Prefiero un tinto de verano a un refresco, creo que es más saludable.