Cuatro festivales en clave gastro para comerse EEUU

Alerta foodies, estos son los mejores festivales para comerse EEUU. Foto Scott Lynch | Smorgasburg.

Cuatro festivales en clave gastro para comerse EEUU

De Nueva York a Portland y de Washington a Alaska puedes perderte entre pequeños productores locales, recetas tradicionales y foodtrucks para saborear EEUU

Mar Nuevo

Madrid

07/08/2019 - 15:01h

Los festivales son para el verano: el buen tiempo nos empuja a la calle, donde encontramos todo tipo de propuestas de ocio para relajarnos y disfrutar. Si viajas a los EEUU este verano, apúntate estas citas en clave gastro para saborear al máximo el viaje y, sobre todo, descubrir una auténtica cultura en torno a productos locales y recetas únicas.

Nueva York, Washington D.C., Alaska o Portand: productos locales, recetas e innovación se dan la mano en estos festivales gastronómicos

Smorgasburg, Brooklyn (Nueva York)

El paraíso de los foodies en Nueva York se concentra en el barrio de Brooklyn y, concretamente, en el mercado de Smorgasburg.

Alrededor de 20.000 personas acuden cada fin de semana para probar alguna de las especialidades de más de 100 vendedores locales de la ciudad de Nueva York y la región circundante en un auténtico festín difícil de olvidar.

Más de 100 vendedores compiten con originales propuestas. Foto Scott Lynch | Smorgasburg
Más de 100 vendedores compiten con originales propuestas. Foto Scott Lynch | Smorgasburg.

[Para leer más: Por qué el verano es la mejor estación para viajar a Boston]

Entre las propuestas más originales -que además van cambiando- se pueden encontrar waffles de huevo al estilo de Hong Kong rellenos con helado y aderezos, choripán argentino, café de champiñón (sí, has leído bien) o fondue yakitori.

Para degustar estos manjares existen mesas, pero la mayoría de los neoyorkinos se llevan un pareo o pañuelo grande para realizar allí mismo un picnic.

Waffles de huevo al estilo de Hong Kong rellenos con helado y aderezos, choripán argentino, café de champiñón o fondue yakitori: todo es posible en el mercado de 

Derivado del popular Brooklyn Flea, este festival se realiza de abril hasta finales de noviembre y tiene lugar en el vecindario de Williamsburg de Brooklyn, los sábados en el East River State Park, y los domingos en Prospect Park.

Vistas de Manhattan. Foto Scott Lynch | Smorgasburg.
Solo por disfrutar de estas vistas de Manhattan ya merece la pena ir. Foto Scott Lynch | Smorgasburg.

Además de disfrutar de la comida al aire libre, cabe mencionar que las vistas del skyline de Manhattan son espectaculares desde Smorgasburg; sólo eso ya justifica la visita. Además, los fines de semana se realiza un mercado de jóvenes diseñadores, Artist & Fleas en Williamsburg y otro de vinilos y artículos vintage: The Brooklyn Flea Record Fair.

Anchorage Market and Festival (Alaska)

Cuando el largo y gélido invierno de Alaska llega a su fin, los habitantes de la localidad de Anchorage están deseando celebrar las temperaturas más cálidas en el Anchorage Market and Festival, una reunión semanal de más de 300 vendedores -entre los que se encuentran muchos indígenas de Alaska- que ofrecen productos y platos artesanales.

Además de productos frescos locales, como el halibut o el salmón, se pueden comprar todo tipo de artesanías, desde esculturas de madera a joyería artesanal o muñecos kachina

Las tiendas se ubican a lo largo de más de 4.000 m2 en el centro de la ciudad, lo que permite que tanto los lugareños como los visitantes puedan recorrer tiendas en las que encontrar, además de comida, esculturas de madera hechas a mano, muñecos kachina, joyería artesanal y prendas forradas con pieles.

Alaska celebra el verano en su gran festival. Foto Anchorage Festival Market.
Los puestos se ubican en un espacio en el centro de la ciudad. Foto: Anchorage Festival Market.

No te quedes sin probar el halibut y el salmón de Alaska mientras disfrutas de las actuaciones musicales en vivo del festival, que se realiza los sábados y los domingos desde mayo hasta comienzos de septiembre.

Foodtrucks Gourmet (Washington D.C.)

Los camiones de comida gourmet o foodtrucks atraen a legiones de fanáticos aficionados a la comida de todo Estados Unidos, y la capital de la nación no es la excepción.

El festival Truckeroo, que se celebra mensualmente en Fairgrounds, en los alrededores del estadio de béisbol Nationals Park, es uno de los mejores ejemplos.

Portland cuenta con una escena culinaria tan próspera y dinámica que no resulta extraño que la ciudad se cuente entre los destinos favoritos para los amantes de la gastronomía

Una vez al mes, de abril a septiembre, el evento sirve de escaparate de excepción para los vendedores de comida sobre cuatro ruedas de todo Washington.

Truckeroo Washington DC
Los fanáticos de los foodstrucks se dan cita en este festival de Washington. Foto: Truckeroo.

Entre rollos de langosta y sándwiches de cangrejo se pueden encontrar también especialidades de otras latitudes, también de cocina española, o postres tan originales como un sándwich de helado artesanal.

Portland Farmers Market (Oregón)

Portland cuenta con una escena culinaria tan próspera y dinámica que no resulta extraño que la ciudad se cuente entre los destinos favoritos para los amantes de la gastronomía. Tampoco, por supuesto, que cuente con un excelente mercado de productos frescos de proximidad.

Ubicado en medio del campus de Portland State University, el Portland Farmers Market (mercado de agricultores de Portland) es popular por sus productos orgánicos cultivados en la zona, pero también por sus carnes, pescados y otros productos caseros.

Portland Farmers Market. Foto Allison Jones.
Portland Farmers Market. Foto: Allison Jones.

El Saturday Market comenzó en 1992 con tan solo 13 vendedores que deseaban brindarles a los vecinos de Portland una alternativa a los alimentos producidos en masa. Casi tres décadas después, más de 200 proveedores se turnan para ofrecer sus productos en el mercado, que ejerce también como un potente eje comunitario.

Almejas frescas, chocolates artesanales y granos de café recién tostados son algunas de las exquisiteces que se pueden comprar. Además, la oferta del mercado va más allá de lo meramente comestible e incluye showcooking, clases de cocina para niños, zona de juegos y música en vivo de bandas locales.