Dos habanos que llegan y un gran cava que espera

Nueva vitola de la serie Le Hoyo. Foto: Hoyo de Monterrey.

Dos habanos que llegan y un gran cava que espera

Maridajes inesperados entre un cava de Roger Goulart y dos nuevos habanos de dos viejas marcas

Jordi Català

Jordi Català Infographics

Barcelona

24/06/2020 - 15:38h

Recién aterrizados a la nueva normalidad, tras un confinamiento que nos impedía ser normales en muchas de aquellas cosas que nos gustaban, Habanos presenta en España dos vitolas artesanales pero rompedoras con formato de calibre grueso de Punch y Hoyo de Monterrey que nos atrevemos a maridar con un cava de Gran Reserva Extra cuvée de 2013 de Roger Goulart.

Punch estrena un cepo grueso

La primera novedad es la vitola Short de Punch, con la que incorpora el cepo 50 en su portafolio, un cigarro de calibre grueso y de corto recorrido en su fumada, pero con el sabor propio de la marca cubana.

Punch Short de Punch es una vitola con la intención de marcar tendencia a partir de sus dimensiones únicas dentro del vitolario de Habanos. De hecho, se trata de la primera vitola de galera ‘Paraísos’. De tamaño 50 x 120 mm, un formato muy parecido a Robustos, es un habano elegante, con la clásica fortaleza de suave a media de la marca y que se caracteriza por su sabor muy amaderado, con puntas amargas y terrosas, notas a tostado y ahumado, algo mineral, con suaves especias y dulzón que nos deja recuerdos a almendra, cuero, con ligeras puntas turbadas, cedro ahumado, puntas de café y cacao, ligeras puntas de sal marina, vainilla, una punta de nuez moscada y miel. Resultando un final dulzón y muy agradable.

Dos habanos que marcan tendencia. Infografía Jordi Catalá.

Dos habanos que marcan tendencia. Infografía: Jordi Catalá.

[Para leer más: Seis novedades para regalar o regalarse puros habanos]

Lo que significa la marca Punch

Punch es una de las marcas de Habanos más antiguas. Don Manuel López de Juan Valle y Cia fundó esta marca a mediados del siglo XIX con la idea de atacar el creciente mercado del tabaco en Europa, especialmente en Reino Unido, donde una publicación humorística homónima estaba de moda en aquella época.

El señor Punch, el clown símbolo de esa publicación, continúa apareciendo en cada una de las cajas de la marca con su habano en la mano, rodeado por imágenes del siglo XIX que muestran la fabricación de estos cigarros.

En 1931, Punch se trasladó a la fábrica donde se producía Hoyo de Monterrey iniciando una larga asociación que continúa a día de hoy en la fábrica La Corona de La Habana.

Punch
 

Le Hoyo Río Seco de Hoyo de Monterrey

Le Hoyo Río seco es la última vitola de calibre grueso de la marca que se suma a la histórica serie Le Hoyo y que enriquece la línea con un formato con cepo grueso, 56, y una longitud de 140 mm.

En sus inicios, Le Hoyo se caracterizaba por sus formatos de calibres finos y medios. Ahora Le Hoyo Río Seco, la segunda de calibre grueso tras Le Hoyo de San Juan (54 x 150mm), es una opción atractiva para aquellos que buscan disfrutar de un habano de fortaleza suave, longitud intermedia, y elegancia en un cepo grueso.

La nueva vitola presenta un sabor a tabaco bastante amaderado, algo tostado y torrefacto, con puntas terrosas muy ligeras, que deja un postgusto con recuerdos a heno, cedro, vainilla, almendra amarga, ligeras puntas de miel y nuez moscada.

Armonización habanos y cava. Infografía Jordi Catalá.

Armonización habanos y cava. Infografía: Jordi Catalá.

La marca Hoyo de Monterrey tiene su origen en la plantación del mismo nombre ubicada en San Juan y Martínez, en el corazón de la zona de Vuelta Abajo en Cuba. Su plantación es una de las más famosas Vegas Finas de Primera. Se la reconoce por la inscripción de su puerta de entrada: "Hoyo de Monterrey. José Gener. 1860". El catalán José Gener utilizó en 1865, por primera vez, el nombre de esta Vega para la marca de tabaco que ya es una leyenda en el vitolario de habanos.

Un Gran Reserva que sigue creciendo

Para maridar ambos cigarros, el cava Grand Réserve Grand Cuvée Josep Valls Extra Brut 2013 es uno de los espumosos más intensos, sedosos, armoniosos y elegantes de la centenaria bodega de Sant Esteve Sesrovires.

De larga crianza con un carácter muy marcado y una intensidad no exenta de elegancia que crea un conjunto muy sedoso y armónico, está elaborado con uvas xarel·lo (predominante), chardonnay, macabeo y parellada.

Roger Goulart Gran Reserva. Infografía Jordi Catalá.

Roger Goulart Gran Reserva. Infografía: Jordi Catalá.

Tras una exquisita elaboración, tienen una crianza mínima de cuatro años. Desde los veinticuatro meses y una vez al año, las botellas en crianza se someten a la técnica del déplacé: se agitan hasta homogeneizar la levadura y conseguir una mayor extracción de su potencial aromático y gustativo.

El resultado es un delicado cava de color amarillo pálido con ligeros tonos dorados, de muy fina burbuja y de interesantes aromas complejos e intensos. Presenta una nariz limpia con notables aromas afrutados recordando la manzana asada y la pera, cítricos como el membrillo, ligeros herbáceos (hinojo, hierbaluisa), bollería y aromas de frutos secos, en concreto avellanas.

En boca tiene cuerpo sin dejar de ser fresco, de carbónico integrado, excelente acidez y cremoso para un final largo ligeros amargos de hinojo.