Familia Torres se hace con tres premios a la exquisitez

Los vinos de la Familia Torres se alzan con tres nuevos premios. Infografías: Jordi Català

Familia Torres se hace con tres premios a la exquisitez

Tres nuevos grandes reconocimientos internacionales para los vinos de Familia Torres.

Jordi Català

Jordi Català Infographics

BARCELONA

01/06/2019 - 13:13h

El Grans Muralles 2014 se alza con el 'Best in Show' en el Decanter World Wine Awards. El prestigioso certamen vinícola también distingue al DO Penedès Reserva Real 2012 con la Medalla de Platino, mientras que Salmos 2016 de Familia Torres obtiene el Priorat Trophy del prestigioso certamen International Wine Challenge, una de las competiciones más rigurosas e influyentes del mundo del vino.

El "Best in Show"

Grans Muralles 2014 de Familia Torres obtiene el 'Best in Show' en el Decanter World Wine Awards, el mayor certamen de vinos del mundo que organiza la prestigiosa revista británica desde 2004. El vino tinto que elabora la Familia Torres en la Conca de Barberà ha obtenido la máxima distinción y una nota de 97 puntos.

Grans Muralles 2014 es un vino tinto, excelso y equilibrado, de variedades autóctonas catalanas, la garnacha, la cariñena y la monastrell, además de dos de las variedades ancestrales que han sido recuperadas por Familia Torres: la garró y la querol. Juntas conforman el espíritu y la personalidad de este vino único. 

Infografía 1: Premios para los vinos de Familia Torres

El Reserva Real 2015 que también ha recibido la misma puntuación y una medalla de Platino. Es el vino más exclusivo de Familia Torres en el Penedès por su limitada producción, ya que procede de Les Arnes, un pequeño viñedo de 4 hectáreas con suelos de pizarra. Elaborado con cabernet sauvignon, merlot y cabernet franc.

Otro gran premio

Salmos 2016 de Familia Torres ha obtenido por su parte el Priorat Trophy del prestigioso certamen International Wine Challenge, la máxima distinción regional que otorga la que es considerada una de las competiciones más rigurosas e influyentes del mundo del vino.

Tras conseguir primero la medalla de oro y una puntuación de 95 puntos, una segunda cata a ciegas ha situado este vino tinto de cariñena, garnacha y syrah como el mejor del Priorat.

Infografía 2: Premios para los vinos de Familia Torres

Salmos 2016 procede mayoritariamente de viñas propias situadas en El Lloar y Porrera y es una de las referencias que elabora la Familia Torres en la DOQ Priorat, junto con los vinos de producción limitada Perpetual, que nace de viñedos viejos de cariñena y garnacha de cinco municipios distintos, y Mas de la Rosa, que nace de un único viñedo plantado hace 80 años en el bello paraje que le da nombre, en el municipio de Porrera. 

El International Wine Challenge

Estos premios que en el 2019 han celebrado su 37ª edición, en la que España se ha posicionado como el tercer país con mejores resultados por detrás de Francia y Australia, posee un jurado formado por 400 expertos de 38 países, entre ellos Masters of Wine, que catan a ciegas los vinos y los puntúan teniendo en cuenta la fidelidad al estilo y la procedencia.

Infografía 3: Premios para los vinos de Familia Torres

Familia Torres en el Priorat 

Familia Torres, bodega fundada en 1870, ha contado históricamente con presencia en el Penedès, de donde es originaria, Priorat, Conca de Barberà y Costers del Segre.

Su relación con el Priorat se remonta a principios de siglo XX cuando la tercera generación empezó a elaborar y embotellar vinos de esta región –la botella más antigua que aún se conserva es de la añada 1923–.

A finales de los noventa, plantó sus primeras viñas en el Priorat y construyó su bodega en el municipio de El Lloar en 2008, donde elabora Salmos, Perpetual y Mas de la Rosa, además del vino dulce Secret del Priorat.

FAMILIA TORRES MasDeLaRosa Jordi Elias

El viñedo de Familia Torres en Mas De La Rosa. Foto: Jordi Elias

Cuenta actualmente con 25 hectáreas de viñedo propio en El Lloar y 50 ha en Porrera. Recientemente ha adquirido 15 ha en la zona de Els Tossals, donde está realizando una plantación experimental de una pequeña parcela del que será el viñedo de piedra llicorella más alto del Priorat, a 746 metros de altura, un proyecto a muy largo plazo pensado para afrontar el cambio climático.