K22 Bonesvalls, un largo sueño por fin embotellado

K22 Bonesvalls, el vino creado en exclusiva para el Hotel Arts de Barcelona. Ilustraciones: Jordi Català.

K22 Bonesvalls, un largo sueño por fin embotellado

El Hotel Arts y los sumilleres del restaurante Enoteca han confiado en la bodega Alemany i Corrio para el diseño de su vino exclusivo

Jordi Català

Jordi Català Infographics

BARCELONA

24/09/2017 - 04:55h

Enoteca, el restaurante insignia del Hotel Arts, ha presentado un vino orgánico, artesanal y de vinificación natural, diseñado en exclusiva para maridar con las propuestas de cocina mediterránea contemporánea y de ingredientes de proximidad del restaurante capitaneado por el chef de dos estrellas catalán Paco Pérez.

Formado junto a Ferran Adrià y Joan Roca, Pérez es uno de los mejores exponentes de la cocina de vanguardia española y referente en la gastronomía mundial. Desde el 2008 dirige el restaurante Enoteca, que cuenta con más de 700 referencias de vinos.

Pero vayamos al producto estrella: K22 Bonesvalls es un elegante vino blanco del Penedès, mezcla de xarel·lo y chardonnay, nacido en las viñas de Alemany i Corrio en Olessa de Bonesvalls (Alt Penedès). El K22 ha sido creado en conjunto por el viticultor francés Laurent Corrio y por Jordi Vicente, responsable gastronómico y de bebidas del establecimiento hotelero. De intensidad media y reflejos dorados, este vino fresco y afrutado abarca los tres pilares de la cocina de Enoteca: el aceite de oliva, el trigo y el vino. 

K22 es un interesante representante de la producción ecológica del Penedès

Desde el Hotel Arts y Enoteca queremos implicarnos en proyectos con personalidad y arraigados a nuestra tierra. Defendemos con orgullo los productos de proximidad y con identidad apoyando a pequeños productores y, al mismo tiempo, siendo sensibles a las nuevas tendencias y demandas del mercado”, afirma Jordi Vicente. “Además el K22 reúne todo lo que a un buen vino se le debe pedir: un cuidado de la uva desde su origen mediante una agricultura ecológica y respetuosa con el medio ambiente, así como unos procesos de vinificación que siguen el ritmo natural”.

Corrio y Vicente con las variedades de K22
Corrio y Vicente con las variedades de K22. Foto: Jordi Català.

Un proyecto que produce los vinos con delicadeza

Este proyecto enológico, que puede degustarse únicamente en Enoteca, refleja el savoir faire y la filosofía que Alemany i Corrio aplica a sus vinos para convertirlos en un referente de la D.O. Penedès. La bodega nació en 1999 y se inició fuerte con un tinto de culto: Sot Lefriec. Posteriormente vendrían otros como Pas Curtei, Principia Mathematica y Cargol treu vi.

El viejo viñedo de xarel·lo en Olessa de Bonesvalls, con viñas de más de 70 años, proporciona uvas de calidad gracias a su bajo rendimiento y a la ausencia total de pesticidas y otros productos de síntesis química. El K22 Bonesvalls es un exponente del gran respeto a la viticultura por parte de sus creadores. 

K22A

Nacido en Bretaña y criado en los Alpes, Laurent Corrio estudió bioquímica en Grenoble y enología a Dijon, donde conocería a Irene Alemany, originaria de Vilafranca del Penedès. Junto a su socia y pareja, se estableció en California para conocer las últimas tendencias en la elaboración de vinos en la región vinícola de Sonoma, al norte de San Francisco. A su regreso a Europa surgió la oportunidad de retomar los viñedos familiares de Alemany en Lavern, a 10 km de Vilafranca del Penedès. 

Usando únicamente levaduras y bacterias autóctonas en la fermentación de sus vinos para aportar autenticidad y carácter, Alemany i Corrio siempre confeccionan sus 25.000 botellas anuales, -de las que exportan un 50% a clientes estables- de un modo minucioso y artesanal.

K22B