Nace un vino joven pero con la pátina de la historia

Las Pisadas, el primer gran vino del proyecto de la Familia Torres en la Rioja Alavesa. Infografías: Jordi Català

Nace un vino joven pero con la pátina de la historia

Las Pisadas 2015 personaliza la Rioja Alavesa reinterpretando sus paisajes y la singularidad de sus vinos

Jordi Català

Jordi Català Infographics

BARCELONA

03/11/2018 - 15:39h

En Labastida, Rioja Alavesa, acaba de nacer un nuevo vino, Las Pisadas, primer gran fruto de un proyecto de la Familia Torres desarrollado desde el 2006 y dirigido por el enólogo Julio Carreter, en la histórica y centenaria finca de La Carbonera, cerca de la ribera del Ebro.

Esta finca está catalogada como viñedo singular a causa de la edad de sus cepas de 73 años, su relevante extensión de 10 hectáreas y el importante valor histórico que le confieren un conjunto de lagares rupestres de piedra destinados antaño a la pisada de la uva, que constituyen un valioso testimonio de los orígenes del vino de la propia Rioja Alavesa.

El nombre del nuevo vino, Las Pisadas, rinde homenaje a la docena de estos antiguos vestigios arqueológicos diseminados por las cercanías de la finca. Un lagar de piedra, Montebuena Norte, uno de los conjuntos arqueológicos más importantes de la comarca, fue precisamente el lugar elegido para la presentación de Las Pisadas 2015.

Viñedos de Labastida. Foto: Jordi Elias
Viñedos de Labastida. Foto: Jordi Elias

Las Pisadas, un vino joven con destellos del pasado

Las Pisadas 2015 es un monovarietal 100% tempranillo, resultado de un largo y minucioso trabajo de selección de parcelas.

Este vino reinterpreta las características más singulares del paisaje de Labastida y rinde tributo a la historia vitívinicola de esta zona, reflejando su esencia y personalidad, fruto de su especial elaboración en unos terruños que alcanzan las mayores altitudes de la Rioja Alavesa, en los flancos de la Sierra de Cantabria.  

Julio Carreter, el enólogo responsable de Las Pisadas, piensa que es "un vino de municipio donde hemos pretendido reflejar la tipicidad del tempranillo de Labastida y de sus diferentes zonas y altitudes que le aportan características concretas. Es un tinto con un estilo fresco, donde predomina la fruta a la madera, potenciando la finura y la elegancia frente a la concentración".

El enólogo vitoriano entiende que el paso dado en La Rioja con la apuesta por este vino y estos viñedos es altamente positivo y en la presentación del nuevo vino de la Finca de La Carbonera propuso a los asistentes un juego de ensamblaje de los tres vinos básicos de Las Pisadas.

pisadas ok1

Estos vinos son procedentes de viñedos de entre 25 y 50 años, repartidos en tres zonas situadas a diferentes alturas: la zona baja (10%), próxima al Ebro y situada entre los 440 y 460 metros, que aporta matices más mediterráneos; la zona media (20%), en los alrededores de Labastida a 540 metros, que aporta al vino más estructura.

Y, por último, la más alta (70%), que se encuentra en la falda de Toloño, entre 600 y 650 metros, que aporta acidez y frescura pero también aromas de monte bajo (70%) y que dan lugar lugar a vinos más frescos, más maduros y concentrados que los que se obtienen en las otras zonas.

De la selección de los mejores lotes, vinificados por separado y envejecidos durante 10 meses en barricas de roble francés de 225 y 300 litros, nace este nuevo vino vino fresco, frutal y sedoso que, según el enólogo, "es un tinto con un estilo fresco, donde predomina la fruta a la madera, potenciando la finura y la elegancia frente a la concentración".

pisadasok2

La Familia Torres, con este nuevo proyecto, afianza su apuesta por Labastida y la DOC Rioja, convencida del potencial de esta zona en la elaboración de grandes vinos. También sigue implementando con este proyecto su presencia en múltiples escenarios de diferenciadas personalidades vitivinícolas.

La prestigiosa marca de vinos amplía con Las Pisadas su vocación de creación de nuevos vinos de calidad más allá de sus áreas de implantación tradicionales, como son Cataluña, donde elaboran vinos en varias Denominaciones de Origen, encabezadas por tradición y volumen por la DO Penedès.

Además de la DO Penedès se elaboran la DO Conca de Barberà, DO Costers del Segre y DOC Priorat, además de vinos singulares procedentes de otras denominaciones; y también trabaja en otras DO a través de la geografía española como DO Rías Baixas, DO Rueda y DO Ribera de Duero.

Todo esto, sin mencionar su ya legendaria presencia en Chile a través de Miguel Torres y su vinculación con California, con los vinos de Marimar Torres.