La Generalitat recurre a los videojuegos para ganar turistas

Legends of Catalonia es el juego de realidad virtual con el que la Generalitat aspira a seducir a nuevos turistas.

La Generalitat recurre a los videojuegos para ganar turistas

La nueva campaña turística de Cataluña se basa en un videojuego de realidad virtual, además de diversas acciones de promoción en EEUU

Para las autoridades de Turismo de Cataluña ya no es suficiente con imprimir folletos, pautar anuncios en medios o lanzar spots por redes sociales: la Generalitat apuesta por un videojuego en realidad virtual para promocionar a sus destinos.

El juego Legends of Catalonia (Leyendas de Cataluña) se presenta en idiomas catalán, castellano e inglés. Dura 50 minutos, y se puede jugar gratis con la plataforma de Sony Play Station con gafas de realidad virtual, para tener una “experiencia inmersiva de 360 grados”, indicaron en la presentación. En breve también habrá una versión para jugar en ordenador.

A rebufo de la épica de Juego de Tronos

El argumento aprovecha la fiebre por Juego de Tronos y los ambientes góticos. El objetivo es que el jugador encuentre las seis medallas de Sant Jordi, y para ello cuenta con algunos personajes para ayudarle: el exfutbolista Carles Puyol, los hermanos Joan, Jordi y Josep Roca, y la alpinista Edurne Pasaban. Todos ellos prestaron sus rostros, voces y movimientos que quedaron registrados en recreaciones 3D.

En este juego se lo ve al excapitán del Barça con un traje medieval y una espada gigantesca enfrentando a un dragón en la Seu Vella de Lleida, a Pasaban remando por las aguas de un Cadaqués con elefantes dalinianos o escalando las cumbres de Montserrat, y a los Hermanos Roca comprando en el mercado de Sant Antoni y cocinando con la Sagrada Familia de fondo, entre otros escenarios.

La primera promoción turística ‘gaming’ del mundo

Según describió la consejera de Empresa y Conocimiento Àngels Chacón, es la primera vez en el mundo que un ente oficial promociona el turismo con un juego. “Cuando hablamos de innovación no es solo el uso de nuevas tecnología, es adaptarse a los ámbitos de consumo y llegar a otros públicos, como los jóvenes, con otros canales”, dijo.

Ante la caída de visitas de británicos y alemanes, la Agencia Cataluña de Turismo reenfoca sus campañas para seducir al mercado estadounidense

Lo que se busca, describió, es “transformar a Cataluña en una experiencia inmersiva para pasar de la virtualidad a la realidad”. O sea, que visiten los puntos turísticos que van descubriendo en este juego.

Medidas para frenar la caída de turistas

Entre enero y agosto las visitas internacionales a Cataluña bajaron el 5,5%, un descenso mayor que el 0,8% que ha caído de media en España. Según el Gobierno español se debe a la inestabilidad política, pero la Generalitat lo adjudica, más que nada, a un repunte de la competencia de los destinos emergentes del Mediterráneo Oriental.

Las visitas de británicos y alemanes siguen en pendiente descendente, por ello desde la Generalitat dirigen sus cañones de promoción hacia los Estados Unidos. Este mercado emisor es uno de los que más crecieron en los últimos años, al pasar de 621.000 visitas en 2015 a 1,1 millones en 2017. Además es –junto con el turista chino- uno de los que más gastan en sus viajes, hasta los 2.110 millones de euros durante el año pasado.

Inversión de 1,4 millones para conquistar a los a norteamericanos

El gobierno autonómico destinará 1,4 millones de euros para vender los atractivos turísticos catalanes al público norteamericano, por medio de anuncios en grandes medios gráficos (como The New York Times o The Wall Street Journal), el pase periódico de un corto de 30 segundos por las pantallas de Times Square y la presentación de tres murales urbanos en Nueva York.

La Agencia Catalana de Turismo potenciará las nuevas tecnologías en su promoción: la persona que esté a dos kilómetros de estos murales pintados por Sergio Mora recibirá un alerta que le indica dónde encontrarlo. O por medio de una aplicación con realidad aumentada “una persona que esté en el Central Park se puede trasladar a la Seu Vella de Lleida”, describió David Font, director de ese organismo.