Israel calma al sector turístico por el conflicto en Gaza

Israel calma al sector turístico por el conflicto en Gaza

El país intenta salvar una temporada que crecía a un ritmo del 7% este año

Gabriel Trindade

Barcelona

15/07/2014 - 20:51h

Una vista aérea de Jerusalem.
El conflicto bélico en Gaza ha supuesto un golpe inesperado para el sector turístico israelí. El país, que había registrado un aumento de visitantes del 7% en los cinco primeros meses, se enfrenta ahora al miedo de los extranjeros por una posible situación de inestabilidad. Estos días, 100.000 viajeros provenientes de otros países se encuentran dentro de las fronteras israelís.
      
 
Las autoridades turísticas israelís realizan una campaña para combatir el miedo que ha generado el conflicto
 
Las oficinas de turismo del país han llamado a la calma tanto a los clientes como a los touroperadores. Recuerdan que las rutas habituales están lejos de la franja de Gaza. “Los santos lugares, puntos de interés y museos están abiertos y en funcionamiento”, comentan representantes israelís en España. En este sentido, indican que las 90 compañías que vuelan a sus aeropuertos no han tenido ningún problema.

Los mismos responsables indican que están realizando una campaña informativa para combatir “el miedo”. Según dicen, para quien no conoce el destino, el conflicto bélico es un motivo de peso para no viajar. “Si se contrasta la información, se puede observar que la mayor parte del país se puede visitar”, indican.

Los datos que manejan las oficinas de turismo israelís muestran que la mayor parte de cancelaciones y viajes pospuestos son por parte de visitantes individuales. “Los grupos religiosos que habitualmente nos visitan mantienen sus viajes ya que confían en nuestra profesionalidad”, explican.

El turismo extranjero en Israel ha aumentado el 7% en lo que va de año. Sólo en mayo, recibió 381.000 visitantes, lo que supone un 14% más que un año antes.

El conflicto bélico con Palestina se ha reactivado en las últimas semanas a raíz del asesinato de tres jóvenes israelís. La escalada de violencia es un hecho. El grupo islámico Hamas lanza cohetes desde la franja de Gaza con la consiguiente respuesta: bombardeos en puntos estratégicos que repercuten directamente en la población civil.