La magia de navegar por Estambul de noche

Estambul se ve de otra manera cuando se navega de noche. Foto: Johnny Bhalla - Unsplash

La magia de navegar por Estambul de noche

Por primera vez en 166 años los ferries de Estambul cruzan el Bósforo por la noche, la mejor forma de descubrir la majestuosidad nocturna del Cuerno de Oro

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

03/03/2020 - 13:47h

Si uno estaba de viaje por Estambul y se deleitaba con una cena o unas copas en el barrio de Kadıköy, en el sector asiático de la ciudad, corría un riesgo: si a la 01:00 no estaba listo para tomar el ferry a la parte europea, tenía que pagar un taxi o armarse de paciencia para recorrer buena parte de la urbe turca en autobuses que demoran una hora y media en llegar al centro.

[Para leer más: El rincón secreto de Estambul que lidera las tendencias]

Por suerte para residentes y turistas, a partir de esta semana los ferries que cruzan el estrecho del Bósforo navegarán durante toda la noche, con frecuencias de paso entre 15 minutos y una hora (depende de la conexión).

Cuándo se puede viajar

Esta extensión del servicio sólo se aplicará los viernes y sábados por la noche, y forman parte del cambio de estrategia de transportes de la ciudad, donde también el metro funciona de manera ininterrumpida durante esos días.

Los ferris nocturnos circulan los viernes y sábados, mismos días en que el servicio de metro funciona de manera ininterrumpida

Los ferris nocturnos conectan a los puertos europeos de Karaköy y Beşiktaş con los asiáticos de Kadıköy y Üsküdar.

ferry Foto Casal Partiu Flickr

Los ferries de Estambul circulan hace 166 años. Foto: Casal Partiu-Flickr

La Estambul nocturna

Para los amantes de la fotografía y los viajes nocturnos esta es la mejor oportunidad para descubrir otra cara de Estambul.

Las fachadas iluminadas de palacios como el de Topkapi o el de Dolmabahçe, el perfil de las mezquitas de Sultanahmet, la silueta de torres medievales como la de Gálgata, la elegancia de puentes como el Fatih Sultan Mehmet y los modernos rascacielos del barrio de Levent se ven de otra manera por la noche, así como el rosario de luces de los puertos como los de Karaköy o Kadıköy-Moda, repletos de bares y restaurantes.

La silueta del puente Fatih Sultan Mehmet. Foto: Hulki Okan Tabak - Unsplash

La silueta del puente Fatih Sultan Mehmet. Foto: Hulki Okan Tabak - Unsplash

Conocer la ciudad en ferry

El servicio de ferris existe desde hace 166 años, y es usado por más de 600.000 personas. Muchos turistas prefieren usarlo para descubrir otra cara de la ciudad, donde a bordo se suele servir té con los clásicos vasos con forma de tulipán.

[Para leer más: Los rincones recomendados para fascinarse con el arte de Estambul]

Los trayectos pueden durar entre 20 y 40 minutos, depende del destino; pero hay otros viajes más largos como el que toca los puertos de Kabataş y Kadıköy, en el lado europeo, sigue hasta la parte de Asia en Bostancı, y luego pone rumbo al sur a las Islas Príncipe, ya en el Mar de Mármara, en un viaje de una hora y media que se pueden descubrir palacios, tiendas autóctonas o de diseño y mezquitas de belleza inigualable.