Llegan los Sweet Inn: apartamentos 'chulos' con servicios de hotel

Llegan los Sweet Inn: apartamentos 'chulos' con servicios de hotel

Nace un nuevo concepto de alojamiento turístico

Sonsoles Vázquez

Madrid

21/12/2015 - 18:36h

Apartamento en Rambla Cataluña (Barcelona)

Desde el pasado mes de noviembre, Sweet Inn propone alquilar sus apartamentos con prestaciones hoteleras a través de una tarifa básica (camas de lujo, exclusivos productos de acogida, máquina Nespresso, tableta, wifi...) y de otra a la carta, que incluye diversos servicios, como transporte desde y hacia el aeropuerto, smartphone local, servicio de limpieza, chófer privado, alquiler de coche, lavandería, tickets-restaurante, y desayuno y catering a domicilio.

El alquiler de apartamentos, en auge

Sus promotores, conscientes de que el alquiler de apartamentos de corta duración está en pleno crecimiento, iniciaron el proyecto en noviembre de 2013 con una inversión de 5 millones de dólares y han trabajado intensamente durante estos dos últimos años hasta lanzar el nuevo concepto con una estrategia bien definida.

ParísApartamento en el corazón del Marais (París)

Actualmente, la red Sweet Inn cuenta con 200 apartamentos en siete ciudades: Barcelona, Paris, Roma, Bruselas, Jerusalén, Tel Aviv y Lisboa. Para 2016, prevé abrir tres nuevos destinos -Ámsterdam, Viena y Berlín- y, más adelante, continuar la expansión por Londres antes de lanzar el producto en Asia y América. Su objetivo es llegar a los 450 apartamentos de aquí a finales de 2016.

Como explica su presidente y director general, Paul Besnainou, "somos más profesionales que las plataformas colaborativas. Alquilamos a los propietarios los apartamentos vacíos con contratos de tres, seis o nueve años, y nos encargamos de su acondicionamiento y decoración antes de ofrecerlos al mercado".

Además añade que "a la hora de elegirlos, nos fijamos sobre todo en su buena ubicación en el centro de las ciudades, en que el inmueble tenga estilo y esté bien mantenido, y en que el apartamento se pueda adaptar a nuestros estándares de marca".

LisboaApartamento en el barrio de Castelo (Lisboa)

Precios fijos

Frente a Airbnb, a menudo criticado por su falta de transparencia y competencia desleal, desde Sweet Inn insisten en que todos sus apartamentos cumplen escrupulosamente la normativa de cada país y ciudad, incluyendo hasta las tasas por estancia o los impuestos turísticos.

Y desde el punto de vista de los precios, Sweet Inn los armoniza en tres categorías: alojamientos con una habitación y cuatro camas por 130-140 euros;  con dos habitaciones por 250 euros (seis camas); y con tres habitaciones por 600-700 euros. Aunque el producto ha sido inicialmente pensado para una clientela de ocio, la compañía está elaborando actualmente una oferta adaptada a la clientela de negocios.