Los casinos catalanes reducen el 80% sus impuestos por BCN World

Los casinos catalanes reducen el 80% sus impuestos por BCN World

La oposición al Gobierno de Mas carga contra la reforma de la fiscalidad del juego

Gabriel Trindade

11/07/2013 - 20:03h

El nacimiento de BCN World aún depende de que se superen determinados obstáculos. Algunos dependen de la compañía que lidera el proyecto, Veremonte, empresa presidida por el polémico constructor valenciano Enrique Bañuelos. La firma aún está pendiente de cerrar un acuerdo de financiación con entidades bancarias orientales.

Otras dependen de la Generalitat de Catalunya, como es el caso de una rebaja de impuesto en el sector del juego. La norma supondrá una reducción del 80% de la actual tasa. Los casinos catalanes, tanto los que se encuentren dentro del complejo como los cuatro que ya operan por el territorio, pasarán de tributar el 55% al 10%.

Melco

El cambio viene exigido desde los promotores del proyecto. En especial, por el socio que se ocupará de la gestión de los casinos: el grupo asiático Melco. Se trata de una situación similar a la vivida en Madrid con Eurovegas, donde Las Vegas Sands ha logrado que la Comunidad de Madrid también reduzca impuestos.

La compañía es propiedad del de la familia Ho, que tiene negocios de entretenimiento, turismo y juego en Macao y Hong Kong. El patriarca es Stanley Ho, magnate que en los últimos años mantiene una batalla por la hegemonía del sector en la zona con Sheldon Adelson.

Cambios


Actualmente, la ley prevé cuatro porcentajes diferentes de tributo en función de los ingresos de cada casino, que iban del 20% al 35%, al 45% y hasta el tope del 55%. La Generalitat asegura que la reducción del impuesto no se empezará a aplicar hasta que BCN World no esté en marcha.

Pese a esta reducción de tasas, el Gobierno de Artur Mas asegura que la entrada en funcionamiento del complejo supondrá un incremento de la recaudación. Los cuatro casinos catalanes generaron el año pasado 20'6 millones de euros en impuestos, según datos de la propia Generalitat.

Oposición


La reforma de la fiscalidad en los casinos aún está pendiente de aprobación. El Gobierno catalán ha presentado el proyecto a exposición pública. A continuación deberá conseguir la aprobación del Consell de Treball Econòmic i Social de Catalunya, organismo que ofrecerá un análisis técnico de la norma. Finalmente, la reforma se someterá a votación en el Parlament.

La Generalitat tendrá dificultades para aprobar la norma tal y como está redactada. La oposición ya ha manifestado varias veces sus dudas sobre el proyecto de BCN World. Sin ir más lejos, el partido ICV ha denunciado este jueves que se está privilegiando a Veremonte con una ley especial para ella. La formación considera "impresentable" la situación y afirma que recuerda a cuándo "la mafia se instaló en Las Vegas". Así, han solicitado al único socio de CiU, ERC, que no voten a favor.

Según ha afirmado en una rueda de prensa la diputada de ICV, Hortènsia Grau, la modificación de la norma "es la evidencia" de que el ejecutivo de Artur Mas "ha cedido al chantaje".