Para ir a esta playa en Cerdeña habrá que sacar entrada

La Pelosa, Cerdeña. Foto: Getty Images

Para ir a esta playa en Cerdeña habrá que sacar entrada

En el próximo verano solo 1.500 turistas podrán visitar la playa de La Pelosa. Y serán quienes hayan comprado las entradas anticipadamente

Mar Nuevo

Madrid

14/11/2019 - 13:09h

Cerdeña es uno de esos paraísos que ubicamos a miles de km de distancia con arenas doradas y aguas turquesas y que, sin embargo, tenemos aquí al lado. De fácil -y barato- acceso por vuelos low cost y ferries, en poco tiempo ha visto cómo el turismo se disparaba, una situación “insostenible” según las autoridades que ahora combatirán restringiendo la entrada y cobrando por ella.

La Pelosa es uno de los arenales más hermosos de la isla. A tan solo 45 minutos del aeropuerto Fertilia de L’Alguer, es lo más parecido a zambullirse en el mar Caribe pero sin salir del Mediterráneo, con una increíble gama de azules y aguas cristalinas que se recortan, como en un decorado especialmente pensado para Instagram, frente a una torre defensiva en la costa, a la altura de Cabo Falcone.

A partir de la próxima temporada estival, y en un intento por preservar la playa, solo 1.500 podrán acceder diariamente a la playa de La Pelosa

Sin embargo, lejos de ser un tesoro reservado a unos pocos insiders, la popularidad de la playa es tal que la visitan hasta 6.000 personas por día. Hasta este verano.

[Para leer más: Sí, en Europa aún existen playas desiertas (y estas son las mejores)]

Veto a la masificación

A partir de la próxima temporada estival, y en un intento por preservar la playa, las autoridades han anunciado un límite en el número de visitantes diario, que se restringe a 1.500.

Para ser uno de esos afortunados -la cifra solo tiene en cuenta a los adultos- habrá que disponer de una entrada, según dio a conocer el consejo de Stintino.

La presión sobre el medio natural con esas 6.000 personas diarias es “demasiada”, explicó el alcalde, Antonio Diana, que remarcó la necesidad de “protegerlo para que podamos garantizar su vida durante los próximos 500 años”.

La medida, recalcó, solo busca “garantizar su futuro”.

Playa La Pelosa, Cerdeña. Foto: Tommie Hansen | Flickr.
Playa La Pelosa, Cerdeña. Foto: Tommie Hansen | Flickr.

Venta de entradas

El sistema de venta de entradas, sin embargo, aún no se ha concretado, aunque se trabaja ya en una aplicación que pueda facilitar el proceso.

En cuanto al precio, costará alrededor de unos 4 euros por día. Los ingresos, afirman, se emplearán en el propio mantenimiento de la playa.

Aún no se ha definido el sistema de venta de entrada ni su precio, aunque se estima que rondará los 4 euros

Aunque se pondrá en marcha de forma experimental, la idea de sus responsables que se instaure a largo plazo. Y es que según el alcalde, con esta iniciativa pretenden que todos los viajeros disfruten de la playa, pero “no siete de siete días en sus vacaciones”. De este modo, se impulsará la redistribución de los viajeros por otras zonas de la isla.

Otras medidas

No se trata de la primera medida que las autoridades de la isla ponen en marcha para garantizar la sostenibilidad de los sitios turísticos que, casualmente, gozan de un delicado equilibrio natural.

Por ejemplo, se han acordonado las dunas para evitar que la gente camine por ellas y se ha prohibido fumar en la playa, así como la presencia de vendedores ambulantes.

Las playas de Cerdeña están entre las más bellas del Mediterráneo. Foto: Wikipedia.
Las playas de Cerdeña están entre las más bellas del Mediterráneo. Foto: Wikipedia.

También se han puesto en marcha multas para evitar comportamientos incívicos, como llevarse arena de la playa.

También en Italia ciudades como Venecia se plantean la instauración de una entrada para regular la afluencia de visitantes y evitar la masificación.